Atención médica sin papeleos ni letra pequeña
  1. Home
  2. Contenidos de salud
  3. Síntomas para identificar la ansiedad y tratamientos más eficaces

Síntomas para identificar la ansiedad y tratamientos más eficaces

Videoconsulta Psicológica

Regístrate en Savia y prueba gratis la Videconsulta Psicológica y cuida tu bienestar emocional. Sin esperas, desde casa y a un precio muy competitivo. Además, tendrás acceso al Chat médico y Videconsulta inmediata 24h.

Habla con un psicólogo

Según la OMS, la salud mental es un componente integral y esencial de la salud definido por algo más que la ausencia de trastornos mentales. En la actualidad, el estilo de vida y la situación creada por la pandemia de la COVID-19 está determinando que los problemas psicológicos, especialmente la ansiedad, estén creciendo de manera sustancial.

Sin tener en cuenta las consecuencias de la COVID-19, los trastornos por ansiedad constituyen la afección mental más frecuente. Ante una situación de estrés cada individuo puede reaccionar de una manera diferente. Para unos puede tratarse de un estímulo activador, mientras que para otros puede ser un obstáculo insalvable mediado por la ansiedad. Poder contar con un servicio de consulta psicológica accesible y eficiente es la mejor manera para poder hacerle frente.

Soluciona los problemas de ansiedad accediendo de forma inmediata a una videoconsulta psicológica de Savia



¿Qué es la ansiedad?

La ansiedad es una reacción normal que surge frente a una situación estresante o una potencial amenaza. Una reacción aguda de ansiedad no tiene por qué ser patológica, sino que puede ser adaptativa, preparando al organismo para que pueda enfrentarse con éxito a esa situación exigente.

Debido al estilo de vida actual, los trastornos como el estrés, la depresión y la ansiedad están ganando terreno en las sociedades avanzadas y representan una de las causas más frecuentes de baja laboral.



Factores causantes de los problemas psicológicos y mentales

La salud mental individual está determinada por múltiples factores sociales, psicológicos y biológicos. Por ejemplo, las circunstancias socioeconómicas adversas constituyen un riesgo bien conocido para la salud mental. También los cambios sociales rápidos, las condiciones de trabajo estresantes y los modos de vida poco saludables pueden suponer una amenaza para el bienestar y la salud psicológica.


Aumento de problemas psicológicos con la pandemia de COVID-19

La situación creada por la COVID-19 y el panorama asociado de incertidumbre y estrés ha sido especialmente propicio para la aparición de casos de depresión y ansiedad.

De este modo, en el año 2020, se incrementaron sustancialmente las menciones a la ansiedad en redes sociales, mientras aumentaban en paralelo las búsquedas en internet relativas a este trastorno.

En una reciente encuesta llevada a cabo a nivel internacional, más de la mitad de los españoles encuestados señaló que su estado emocional y su salud mental habían empeorado desde el inicio de la pandemia. De este modo, España se sitúa entre los países donde más ha empeorado la salud mental en 2021. Además, el 45% de encuestados de nuestro país consideró que pasará más de un año hasta volver a una vida similar a la de antes de la Covid-19.

En definitiva, se hace evidente que la salud emocional y mental de la población ha empeorado desde el comienzo de la pandemia con un aumento de los casos de ansiedad, depresión, insomnio y trastorno de estrés postraumático.



Cómo identificar la ansiedad

Además de los episodios puntuales, los trastornos de ansiedad pueden incluir el trastorno de ansiedad generalizado con un sentimiento de ansiedad y preocupación constante, así como los trastornos o fobias específicas a un estímulo concreto (fobia social, agorafobia, etc.).

En función de cada individuo y del factor desencadenante, el episodio de ansiedad puede cursar con unos u otros síntomas. Estos pueden ser tanto síntomas físicos como psicológicos. La mayoría son síntomas desencadenados por el sistema nervioso autónomo o vegetativo que prepara al organismo para una situación exigente o peligrosa, aunque esta, en realidad no se llegue a producir.


Taquicardia y palpitaciones

Los síntomas fisiológicos típicos de la ansiedad preparan al organismo para estar físicamente preparado. Esto incluye un aumento del ritmo cardíaco para alcanzar un mayor riesgo sanguíneo del tejido muscular.


Dificultad para respirar

El aumento de la frecuencia cardíaca y de la respiración puede hacer aparecer una sensación de opresión en el pecho y dificultades respiratorias transitorias.


Sudoración excesiva

El aumento del ritmo cardíaco y del riego sanguíneo determina un aumento de la temperatura corporal y de la sudoración.


Tensión muscular y temblores

Relacionado con la atávica predisposición a la lucha y los síntomas anteriores, los músculos se tensan y pueden producirse temblores.


Molestias digestivas

La activación del sistema nervioso vegetativo, encargado entre otras muchas funciones involuntarias de activar la digestión, pueden determinar la aparición de molestas digestivas, como flatulencia o urgencia por ir al baño.


Inquietud y nerviosismo

Los síntomas psicológicos de la ansiedad pueden incluir inquietud y nerviosismo que, en ocasiones, llevan asociadas sensaciones de temor y peligro.


Irritabilidad y dificultad de concentración

El mantenimiento de los recursos fisiológicos relacionados con el sistema nervioso vegetativo simpático, asociado además con una alta secreción de adrenalina, puede determinar un estado de irritabilidad y dificultad para concentrarse.

Si el estado de agitación por ansiedad es muy elevado, se pueden producir síntomas a más largo plazo como alteraciones del sueño, la alimentación, la respuesta sexual y pensamientos negativos sobre uno mismo, entre otros.



Tratamiento de la ansiedad

La depresión y la ansiedad figuran entre los problemas de salud más extendidos del mundo. Cuando la ansiedad se convierte en patológica, con la aparición de los trastornos de la ansiedad, la psicoterapia ha mostrado ser efectiva en su control, especialmente por medio de técnicas cognitivo-conductuales −cuya base se sitúa en trabajar el comportamiento humano a través de la interacción entre pensamientos, acciones y sentimientos−.

El propósito de la intervención psicoterapéutica es ayudar al paciente a modificar conductas y fomentar métodos para el desarrollo personal que le servirán para manejar las situaciones desencadenantes de los episodios de ansiedad.

Soluciona los problemas de ansiedad accediendo de forma inmediata a una videoconsulta psicológica de Savia



Medicamentos para la ansiedad

Además de la terapia psicológica o psicoterapia −que debe ser el tratamiento de elección para la mayoría de los trastornos psicológicos como la ansiedad− los ansiolíticos son los medicamentos que más se utilizan para tratar la ansiedad. Dentro de estos, los más comunes son las benzodiazepinas. Estas suelen tener un efecto ansiolítico e hipnótico, si bien sus efectos adversos, incluyendo elevados niveles de adicción y tolerancia, hacen que se deba restringir su uso.

Otros medicamentos que se pueden prescribir en casos de ansiedad incluyen los antidepresivos, destinados genéricamente a la prevención de nuevos episodios de ansiedad.

Por otro lado, en situaciones más específicas como la ansiedad que aparece antes de que un paciente se tenga que someter a una intervención quirúrgica, pueden ser de ayuda otros medicamentos, como la melatonina.

En definitiva, la terapia de elección frente a los episodios de ansiedad y otros trastornos psicológicos es la psicoterapia.

Soluciona los problemas de ansiedad accediendo de forma inmediata a una videoconsulta psicológica de Savia


Bibliografía