1. Home
  2. Contenidos de salud
  3. Trastorno Obsesivo Compulsivo

Trastorno Obsesivo Compulsivo

Regístrate y recibe un mes de servicios ilimitados gratuitos en Savia
Videoconsulta 24 horas
Chat médico 24 horas
Evaluador de síntomas
Regístrate ahora gratis

¿Qué es el trastorno obsesivo compulsivo?

El trastorno obsesivo compulsivo es un tipo de desorden de ansiedad que se caracteriza por la aparición de pensamientos repetitivos no deseados y compulsiones excesivas e irracionales generando inquietud, ansiedad y temor. Dentro de los problemas de ansiedad, es uno de los trastornos que se presentan con mayor frecuencia y, muchas veces, altera las relaciones sociales, de trabajo y estudio. Se manifiesta de forma frecuente en la infancia y la adolescencia con una evolución progresiva. Es una enfermedad común y crónica que si no se trata adecuadamente puede afectar a la calidad de vida de la persona que lo padece.

No se conocen las causas exactas del trastorno obsesivo compulsivo, pero se han identificado algunos factores entre los cuales se encuentran alteraciones en el lóbulo frontal, factores genéticos o alteraciones en la secreción de serotonina. La mayoría de veces puede ser una combinación de causas y un factor desencadenante que origina la aparición de los síntomas.

Tipos de trastorno obsesivo compulsivo

Existen tres tipos de trastorno obsesivo-compulsivo:

  • Trastorno obsesivo-compulsivo relativo a los pensamientos obsesivos.
  • Trastorno obsesivo-compulsivo relativo a conductas obsesivas.
  • Trastorno obsesivo-compulsivo relativo tanto a los pensamientos obsesivos como a las conductas obsesivas.

Otros trastornos obsesivo-compulsivo (TOC) frecuentes son:

  • TOC de relaciones/amor: obsesiones y dudas constantes sobre relaciones, frecuentemente hacia la pareja.
  • TOC sexual: pensamientos y obsesiones sobre su sexualidad y conducta sexual hacia los demás.
  • TOC religioso: miedo profundo a pecar, blasfemar, a no ser lo suficientemente “buena persona”, tienen dudas sobre si sus acciones son por voluntad propia o voluntad de Dios.
  • TOC de contaminación: miedo excesivo a la contaminación o contagio de alguna enfermedad, por lo que se desencadena una obsesión por la limpieza e higiene personal.
  • TOC agresivo: pensamiento convertido en obsesión acerca de que el paciente puede hacerle daño a las personas que lo rodean.
  • TOC de perfección, orden y simetría: obsesión y compulsión sobre la forma rígida y correcta con que debería ser o hacer algo, obsesiones sobre el orden y clasificación de las cosas.
  • TOC somáticos: pensamientos obsesivos sobre su salud.

Causas del trastorno obsesivo compulsivo

No se conocen las causas exactas del trastorno obsesivo compulsivo, pero se han identificado algunos factores entre los cuales se encuentran alteraciones en el lóbulo frontal, factores genéticos o alteraciones en la secreción de serotonina. La mayoría de veces puede ser una combinación de causas y un factor desencadenante que origina la aparición de los síntomas.

Síntomas del trastorno obsesivo compulsivo

Entre los síntomas generales se encuentran la sensación de angustia, agitación, nerviosismo, mareos, taquicardia, insomnio, cefalea, náuseas, sequedad de la boca, visión borrosa, sudoración, parestesias, sensación de desrealización y despersonalización.

Las obsesiones se manifiestan con ideas, impulsos y pensamientos repetitivos que causan miedo y ansiedad.

Las compulsiones tienen como síntomas las conductas repetitivas, rígidas y estructuradas que tratan de controlar las obsesiones.

Tratamiento del trastorno obsesivo compulsivo

El tratamiento se basa principalmente en dos vertientes, farmacológico y conductual.

  • Tratamiento farmacológico: los antidepresivos de la clase de inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina son los únicos antidepresivos recomendados en conjunto con terapia conductual para el tratamiento de este síndrome. Es importante recalcar que entre las limitaciones del tratamiento se encuentra el hecho de que al omitir el mismo, los síntomas vuelven a aparecer por lo que deben ingerirlo de por vida.
  • Tratamiento cognitivo conductual: este ha demostrado menor índice de recaídas que el tratamiento farmacológico. Existen diferentes métodos, entre los cuales destacan la exposición con prevención de respuesta en el que se utilizan rituales neutralizadores o la terapia de aceptación, compromiso en el que el objetivo es la aceptación de las sensaciones de ansiedad para que esta no interfiera en su vida.

Actualmente, es cada vez más frecuente utilizar también el mindfulness o técnica de atención plena como tratamiento del trastorno obsesivo compulsivo, permitiendo reconocer las experiencias internas para no magnificarlas, sino más bien aceptarlas, resistiéndose a cambiarlas por compulsiones.

Pruebas complementarias del trastorno obsesivo compulsivo

Aunque no existe una prueba específica para diagnosticar este trastorno, el médico especialista, después de realizar pruebas o test de salud mental, puede sugerir alguna prueba especial como puede ser un electroencefalograma, resonancia magnética cerebral, niveles de serotonina o pruebas hormonales para poder confirmar diagnósticos diferenciales.

Factores desencadenantes del trastorno obsesivo compulsivo

Existen muchas teorías sobre qué desencadena este trastorno. La más aceptada es que pueden existir factores genéticos o físicos que predisponen al individuo a padecer esta enfermedad, y sea un factor ambiental el detonante en la aparición de los síntomas. Algunos de los detonantes pueden ser:

  • Enfermedades agudas o crónicas
  • Fallecimiento de personas queridas
  • Abandono
  • Víctimas de abuso físico, sexual o emocional
  • Cambios significativos en los que no existe sentido de control, como puede ser cambios de país en niños
  • Niveles de estrés excesivos

Factores de riesgo del trastorno obsesivo compulsivo.

Los factores de riesgo de esta enfermedad son los mismos factores desencadenantes.

Complicaciones del trastorno obsesivo compulsivo

El trastorno obsesivo compulsivo se puede complicar con depresión, problemas en su entorno social y familiar hasta casi presentar un aislamiento global.

Prevención del trastorno obsesivo compulsivo

No existe manera de prevenir la enfermedad con alguna medida farmacológica conductual, pero es importante al momento de presentar los síntomas, acudir al especialista oportunamente para su tratamiento.

Especialidades a las que pertenece

El trastorno obsesivo compulsivo pertenece a la especialidad de psiquiatría y psicología, aunque también en ocasiones puede colaborar neurología.

Preguntas frecuentes

¿Qué son los pensamientos obsesivos?

Son pensamientos recurrentes, persistentes e intrusivos que causan ansiedad en un individuo con preocupación excesiva sobre un problema de la vida real.

 ¿Qué es una persona bipolar?

Es una persona con una enfermedad mental en la cual existen marcados y extremos estados de ánimo como pasar de la alegría a la tristeza sin razón aparente.

¿Qué es la rumiación mental?

Es un tipo de pensamiento estático y cerrado sobre un tema en el que la persona es incapaz de eliminar el proceso repetitivo de pensamiento, con lo cual hace que crezcan los niveles de ansiedad.

¿Qué son los trastornos disociativos?

Son trastornos mentales en los cuales existe falta en la continuidad de los pensamientos, acciones e identidad, ocasionando problemas con su reconocimiento como persona y en su entorno de forma involuntaria.

  ¿Qué es la escisión en psicología?

La escisión en psicología es la división o separación del pensamiento entre lo bueno y lo malo. Es considerado un mecanismo de defensa, el cual se manifiesta por la incapacidad que tiene el individuo para percibir ciertos componentes positivos y negativos de una situación.