Atención médica sin papeleos ni letra pequeña

Medicina Interna

La especialidad
Artículos especializados
Enfermedades
Síntomas
Otros contenidos
Hipopotasemia
Enfermedad

Hipopotasemia

¿Qué es la hipopotasemia? La hipopotasemia o hipokaliemia es la disminución de la concentración de potasio en la sangre por debajo de 3.5 mEq/L . Es probablemente el trastorno electrolítico más frecuente, apareciendo hasta en el 20% de los pacientes ingresados en hospitales. Es frecuente en pacientes que toman algunos tipos de fármacos diuréticos. Tipos de hipopotasemia Según la disminución de la concentración de potasio, la hipopotasemia se puede dividir en: Leve : cuando las concentraciones en plasma de potasio disminuyen entre 3.5-3 mEq/L Moderada: las concentraciones de potasio en plasma disminuyen hasta 3-2.5 mEq/L. Grave : las concentraciones de potasio en plasma están por debajo de 2.5 mEq/L. También puede existir una pseudo hipopotasemia cuando existe un aumento en la muestra de la sangre de glóbulos blancos. Causas de la hipopotasemia La hipopotasemia puede ser debida a la pérdida de potasio por pérdidas a través de vómitos, diarrea o toma de diuréticos (diuréticos del asa o tiazidas ) asociada a la pérdida de líquidos. También por la toma de otros fármacos como antibióticos a dosis elevadas ( Penicilina , Ampicilina ...etc), o fármacos laxantes , por la sudoración excesiva o quemaduras graves. También puede suceder en patologías donde existen alteraciones de los mineralocorticoides, como hiperaldosteronismo primario, toma de regaliz de forma muy frecuente, tratamiento con corticoides, disminución del flujo por la arteria renal por estenosis, o estrechamiento de su luz. En otras circunstancias se produce una disminución del potasio porque el existente a nivel sanguíneo y del líquido que existe fuera de las células se introduce dentro de estas. Esto ocurre por ejemplo cuando se corrige con insulina un aumento de la glucosa en los pacientes diabéticos, o la disminución de temperatura (hipotermia), o la alcalosis metabólica. Además  existen grupos de riesgo en los que por razones sociales, culturales o económicas tienen una disminución de alimentos ricos en potasio, pudiendo conducir hipopotasemia. Síntomas de hipopotasemia Los síntomas que aparecen en los pacientes dependen de la rapidez con la que disminuye  el potasio y los valores en los que éste desciende. Así, los pacientes pueden presentar síntomas como cansancio, dolores (mialgias) o debilidad a nivel muscular, problemas digestivos como estreñimiento, íleo paralítico (alteración del movimiento intestinal), parálisis muscular que puede desencadenar alteraciones respiratorias, afectación cardíaca con aparición de arrítmicas, sobre todo en aquellos pacientes con antecedentes de patologías cardíacas. También pueden aparecer alteraciones del sistema nervioso central como ir ritabilidad, síntomas psicóticos, enlentecimiento del pensamiento o letargia, etc. Además, pueden aparecer alteraciones del funcionamiento del riñón (nefropatía intersticial, diabetes insípida, etc), o alteraciones metabólicas como intolerancia a los hidratos de carbono o alcalosis metabólica. Tratamiento para la hipopotasemia En los pacientes asintomáticos y con disminución moderada de potasio se realiza una reposición progresiva de este por vía oral, utilizándose el cloruro potásico ( Potasion cápsulas® ) de forma habitual. Se puede aumentar además el aporte de potasio en la dieta con zumos y otros alimentos ricos en potasio. Cuando aparecen síntomas o exista una hipopotasemia grave se administra el potasio (cloruro potásico) de forma diluida en suero fisiológico por vía intravenosa de forma progresiva, con una monitorización constante del paciente para el control exhaustivo del potasio en sangre. Pruebas complementarias del tratamiento de hipopotasemia Para realizar el diagnóstico de la hipopotasemia y sus posibles causas se realiza una analítica de sangre con determinación de iones (potasio, sodio y magnesio, entre otros), resto de bioquímica con glucosa creatinina, urea y enzimas musculares. Según el caso, en la analítica se pueden determinar los niveles de renina y aldosterona. Además, se realiza un electrocardiograma. Factores desencadenantes de la hipopotasemia El factor desencadenante de la hipopotasemia es la falta de aporte en la dieta de potasio, la pérdida aumentada de potasio debido a alteraciones del riñón u otras alteraciones extrarrenales o una distribución en el organismo diferente de la normal (aumento del potasio dentro de las células y disminución en el espacio extracelular). Factores de riesgo de la hipopotasemia Toma de fármacos como agonistas beta2-adrenérgicos, aminoglucósidos , rifampicina , penicilinas no potásicas, laxantes, diuréticos no ahorradores de potasio, nifedipino ...etc. Edad avanzada. Padecimiento de enfermedades poco frecuentes como el Síndrome de Liddle, Síndrome de Gitelman o Síndrome de Bartter, que producen una alteración en el transporte de potasio a nivel renal. Padecer anorexia nerviosa y bulimia Padecimiento de enfermedades infecciosas , tumorales o de otro tipo, que producen vómitos y diarrea. Complicaciones de la hipopotasemia La disminución persistente del potasio puede producir alteraciones como: Retraso del crecimiento que se ha relacionado con disminución de los niveles de hormona de crecimiento producida por la disminución del potasio. Alteraciones en el riñón. Aparición de arritmias graves en el corazón que pueden desencadenar la muerte. Trastornos psiquiátricos graves. Prevención de la hipopotasemia Vigilancia de los niveles de potasio en pacientes que precisen la toma de fármacos diuréticos no ahorradores de potasio y en aquellos otros fármacos que puedan disminuir las concentraciones de potasio en sangre. Se debe realizar una dieta variada que contenga alimentos ricos en potasio como   frutos secos, legumbres, zumos...etc. Tratamiento adecuado de las patologías de base que pueden provocar una disminución de potasio en sangre. Especialidades a las que pertenece la hipopotasemia La hipopotasemia puede tratarse según el grado de alteración que se presente por el médico de atención primaria, por un especialista en nefrología y en medicina interna. Si existen déficit graves se corrigen en los servicios de urgencias hospitalarias continuando la corrección con el ingreso del paciente. Preguntas frecuentes: ¿Qué pasa cuando baja el potasio? Al disminuir la concentración de potasio en sangre se producen alteraciones en las funciones musculares apareciendo debilidad, dolores, atrofia de la masa muscular , parálisis, calambres, alteraciones del ritmo del corazón y de la función renal, estreñimiento, y alteraciones metabólicas y del sistema nervioso central. ¿Qué es la hiperpotasemia? La hiperpotasemia es una alteración hidroelectrolítica en la que se produce un aumento de la concentración de potasio en la sangre por encima de 5.5 mEq/L. ¿Cuál es el nivel normal de potasio en la sangre? La concentración de potasio en sangre es normal si se sitúa entre 3,5 a 5,3 mEq/L. ¿Qué alimentos contienen potasio? Los alimentos que más potasio contienen son la leche en polvo, los quesos, carnes como liebre y el conejo, embutidos, peces, moluscos y crustáceos como  la vieira, palometa, caviar, jurel, boquerón, surimi, caballa, salmón, pulpo, pez espada, percebe, pescados ahumados, los huevos, todos los frutos secos, todas las legumbres, verduras y hortalizas como la pimienta negra, el perejil, patata, ajo, espinaca, acelga, champiñón, trufa, col de Bruselas, cardo, escarola, brócoli, endivia, col, coliflor, remolacha, cereales y derivados como la harina de soja, germen de trigo, cebada, avena, maíz y frutas como dátiles, coco, grosella negra, plátano, aguacate, kiwi, y el melón. ¿Qué pasa cuando tienes el potasio alto? Según los niveles en los que se sitúe el potasio por encima de la concentración normal de potasio en la sangre, los pacientes pueden estar asintomáticos hasta presentar alteraciones gastrointestinales como náuseas y vómitos, debilidad, hormigueo , íleo paralítico (alteración de la movilidad del intestino), dificultad para la deglución (difagia), dificultad para caminar, parálisis muscular y en casos graves alteración de la función del músculo del corazón y aparición de arritmia ventriculares graves que pueden producir la muerte. Todo ello se produce porque al elevarse el potasio en la sangre existe una alteración en la transmisión de los impulsos neuromusculares (entre los nervios que llevan la información y los músculos).  
Insuficiencia Cardiaca
Enfermedad

Insuficiencia Cardiaca

¿Qué es la insuficiencia cardíaca? La insuficiencia cardíaca es un estado en el que el corazón es incapaz de bombear toda la sangre que el organismo necesita para aportar el oxígeno y los nutrientes necesarios a cada parte. Es una patología frecuente, sobre todo en las personas mayores de 65 años, siendo la principal causa de hospitalización de este segmento de la población. Es una patología grave con un pronóstico a largo plazo malo, siendo la tercera causa de muerte cardiovascular en España. Tipos y causas de insuficiencias cardíaca En relación a las formas y causas de insuficiencia cardíaca, se dividen distintos tipos según la rapidez de instauración de los síntomas o en la función del corazón: Insuficiencia cardíaca sistólica VS. diastólica: Insuficiencia cardíaca sistólica : se produce cuando el corazón tiene dificultad para impulsar la sangre hacia el resto del organismo, ya que existen patologías o alteraciones que dañan su pared muscular y esta no es capaz de contraerse para impulsar la sangre adecuadamente. Habitualmente el corazón se encuentra dilatado. Insuficiencia cardíaca diastólica : se produce cuando existe una dificultad en la relajación del músculo cardíaco, con lo que el corazón no puede llenarse adecuadamente de sangre para luego impulsarla hacia el organismo. Habitualmente la pared muscular cardíaca se encuentra hipertrofiada (aumentada de tamaño). (*) En la mayoría de los pacientes coinciden en mayor o menor medida ambas situaciones. Insuficiencia cardíaca aguda VS. crónica: Insuficiencia cardíaca aguda : es aquella que aparece de forma súbita por una alteración cardíaca repentina en la que se produce una alteración de su funcionamiento de contracción y relajación, como ocurre por ejemplo en un infarto de miocardio (con una muerte del tejido del corazón). También se denomina aguda a las descompensaciones súbitas que sufre un paciente que presente insuficiencia cardíaca crónica. Insuficiencia cardíaca crónica : es aquella que se produce de forma paulatina por una alteración progresiva de la función del corazón y que permite activar mecanismos compensadores en el organismo que le permiten adaptarse a la reducción de la sangre que bombea el corazón. Insuficiencia cardíaca derecha VS. izquierda : esta clasificación hace referencia a los síntomas derivados del fallo predominante de uno de los dos ventrículos cardíacos, presentado unas manifestaciones predominantes de congestión pulmonar si es izquierda, y de congestión venosa sistémica (edemas en miembros inferiores, congestión hepática y del bazo), si es derecha. Síntomas de la insuficiencia cardíaca Se presentan dos tipos de síntomas: los derivados del deficiente aporte de sangre a los tejidos y los secundarios, debidos a una sobrecarga de líquidos que se produce en el sistema de retorno sanguíneo al corazón. La sensación de falta de aire o disnea es uno de los síntomas más frecuentes e importantes que se produce por acúmulo de líquido en el pulmón, lo que dificulta la oxigenación de la sangre. La fatiga al inicio , aparece cuando el paciente hace esfuerzos pero en los estados más avanzados de la insuficiencia cardíaca. Esta sensación de falta de aire y ahogo se da con mínimos esfuerzos o estando en reposo. En ocasiones aparece esa sensación cuando el paciente se tumba (al acostarse), lo que se denomina ortopnea. Otras veces el paciente presenta crisis repentinas de sensación de ahogo cuando está dormido en la cama que le hacen tenerse que levantar de forma súbita, lo que se llama disnea paroxística nocturna. En ocasiones en estas circunstancias aparecen ruidos respiratorios como “silbidos” (sibilancias), es lo que se llama “asma cardial”. La congestión pulmonar también da lugar a la aparición de tos persistente y no productiva (sin expectoración de flemas). Además de en el pulmón, existe un acúmulo de líquidos en el organismo que da lugar a la aparición de edemas en las piernas, y que en ocasiones llegan hasta el abdomen (ascitis). Hay congestión en el hígado que puede producir dolor en la parte superior derecha del abdomen, sensación de plenitud gástrica, náuseas y estreñimiento por edema en el tubo digestivo. Es frecuente además la presenta de sensación de fatiga y debilidad al llegar una cantidad de sangre insuficiente a los músculos. Igualmente, al no estar bien irrigado el cerebro aparece somnolencia, confusión, ansiedad, pérdida de memoria , dolor de cabeza, insomnio, e incluso alteraciones psiquiátricas. El sistema renal también se ve afectado, produciéndose en las fases precoces un aumento de la micción nocturna (nicturia), y disminuyendo de forma global la cantidad de orina (oliguria) que hace el paciente. Tratamiento para la insuficiencia cardíaca Si es posible, siempre se debe establecer el tratamiento de la causa subyacente que produce la insuficiencia cardíaca, por ejemplo, tratamiento del infarto de miocardio, de la pericarditis, de la alteración de las válvulas del corazón, el control de la tensión arterial...etc. Como medidas específicas del tratamiento de la insuficiencia cardíaca se establecen distintos tratamientos farmacológicos con distintos objetivos: Prevención del deterioro de la función cardíaca. Reducción del trabajo cardíaco. Incremento de la contractilidad del músculo cardíaco. Prevención de la muerte súbita y resincronización de arritmias. Para ello se utilizan varios tipos de fármacos: Inhibidores de la enzima de conversión de la angiotensina (IECAS) ? Enalapril , Captopril y Ramipril . Fármacos Betabloqueantes ? Bisoprolol, Carvedilol, Metoprolol. Fármacos antagonistas de los receptores de la Angiotensina II (ARA-II) ? Olmesartán, Valsartán y Telmisartán . Fármacos antagonistas de la aldosterona ? Espironolactona y Eplerenona. Diuréticos de asa ? Furosemida y Torasemida . Diuréticos tiazídicos ? Hidroclorotiazida y Clortalidona . Fármaco reductor de la frecuencia cardíaca ? Ivabradina. Asociación de nitratos e Hidralazina. Fármacos para control de la disfunción del ventrículo y su frecuencia ? Digoxina. (*) Otros fármacos utilizados para el tratamiento de la alteraciones cardiovasculares que pueden aparecer en pacientes con insuficiencia cardíaca son anticoagulantes de la sangre, antiagregantes de las plaquetas, fármacos reductores del colesterol como Estatinas. (*) Otro tipo de tratamiento que se realiza, cuando es preciso por la evolución de la enfermedad y la ausencia de respuesta al tratamiento farmacológico, es la instauración de dispositivos para mejorar los síntomas (desfibrilador implantable con terapia de resincronización cardiaca o TRC), o disminuir la probabilidad de morirse de repente (desfibrilador automático implantable o DAI). Pruebas complementarias del tratamiento de la insuficiencia cardíaca El diagnóstico de la insuficiencia cardíaca es fundamentalmente clínico. Además, se utilizan pruebas complementarias para apoyo y detección de las alteraciones que se producen en la insuficiencia cardíaca, como: Analítica de sangre : con determinación de hemograma, que detecta la presencia de anemia que puede aparecer en esta patología, función renal con creatinina, que puede estar alterada por mala función del riñón al no tener suficiente aporte de sangre, enzimas hepáticas que serán elevadas cuando hay congestión y mala perfusión del hígado, iones (sodios, potasio, calcio...etc), y determinación del péptido natriurético cerebral (BNP) y el péptido natriurético auricular (ANP), sustancias que aumentan en insuficiencia cardíaca y son útiles para la monitorización del tratamiento. Electrocardiograma : detecta alteraciones del ritmo del corazón que pueden ser causa o consecuencia de la insuficiencia cardíaca. Radiografía de tórax : se objetivan con ella alteraciones de la forma del corazón (cardiomegalia o agrandamiento del corazón), y signos de congestión pulmonar. Ecocardiograma : prueba de imagen que es fundamental para detectar las causas de la insuficiencia cardíaca con valoración de la anatomía y alteraciones del corazón. Cardio-resonancia : valora la morfología cardíaca, la función cardíaca y las alteraciones del músculo cardíaco. Otras pruebas que se pueden realizar son Holter, espirometría, ergometría para valoración de la función, y evaluación del pronóstico y del tratamiento de la insuficiencia cardíaca. Factores desencadenantes de la insuficiencia cardíaca Las alteraciones en las que pueden desencadenar la insuficiencia cardíaca son: Retirada de tratamientos o transgresión de dietas. Aparición de arritmias cardíacas (alteraciones del ritmo del corazón). Cardiopatía isquémica. Infecciones sistémicas o generalizadas. Miocarditis (inflamación del músculo del corazón). Embolismo pulmonar. Insuficiencia renal. Anemia. Abuso de alcohol. Drogas o fármacos que deprimen la función del corazón. Factores de riesgo de la insuficiencia cardíaca Los factores de riesgo son alteraciones de la estructura del corazón (adquiridas o congénitas), que afectan a las válvulas cardíacas, al pericardio, al músculo cardíaco, y/o a los vasos sanguíneos. Así, la enfermedad coronaria, la hipertensión arterial y la miocardiopatía dilatada , son los principales factores de riesgo para padecer una insuficiencia cardíaca. Complicaciones de la insuficiencia cardíaca Edema agudo de pulmón. Derrame pleural. Insuficiencia venosa y úlceras en las piernas. Infarto cerebral. Infarto agudo de miocardio. Insuficiencia renal. Insuficiencia hepática. Trombosis venosa profunda. Desnutrición. Shock cardiogénico (fallo multiorgánico por fallo del funcionamiento del corazón). Muerte. Prevención de la insuficiencia cardíaca Control de peso: la dieta debe ser rica y variada, pobre en sal, sin grasas y baja en azúcar. No fumar ni beber alcohol así como no tomar otras drogas. Controlar de manera frecuente la tensión arterial y la frecuencia cardíaca. En pacientes de riesgo se aconseja la vacunación de la gripe y del anti-neumococo. Control del estrés y la ansiedad. Dormir y descansar adecuadamente. Especialidades a las que pertenece la insuficiencia cardíaca La insuficiencia cardíaca es una patología que cuando se produce en un grado inicial, puede diagnosticarse y tratarse ambulatoriamente por el médico de atención primaria. Cuando los síntomas son más intensos y graves, el paciente debe ser hospitalizado y tratado por cardiólogos o médicos internistas. Preguntas frecuentes: ¿Qué es una arritmia cardíaca? La arritmia cardiaca es un trastorno y alteración del ritmo cardíaco del corazón producido por algún cambio de sus características y frecuencia. ¿Qué es un ataque al corazón? El ataque al corazón es una forma coloquial de referirse al infarto agudo de miocardio. Es la circunstancia patológica que sufre el corazón cuando el flujo de sangre que transporta el oxígeno y los nutrientes necesarios hacia el propio músculo del corazón por las arterias se interrumpe cuando estos vasos sanguíneos se obstruyen, desencadenando la muerte del tejido cardíaco. ¿Qué es un preinfarto? Un preinfarto es una forma de denominar a las alteraciones previas que pueden aparecer antes de que se produzca un infarto cardíaco. Estas alteraciones se denominan anginas cardíacas o anginas de pecho , en las que de forma momentánea se produce una interrupción del aporte de sangre al tejido del corazón por obstrucción de alguna de sus arterias, que posteriormente vuelve a restablecerse. ¿Qué es un soplo en el corazón? Un soplo en el corazón es un sonido auscultado por el médico con su fonendoscopio producido por la alteración del paso del flujo de sangre a través de las válvulas del corazón cuando estas están alteradas. ¿Cuáles son los primeros auxilios en caso de infarto? Al inicio de los síntomas se debe colocar al paciente sentado o tumbado para evitar caídas o traumatismos si llega a perder la consciencia. Rápidamente se debe llamar al teléfono de emergencias 112. Tranquilizar al paciente y retirarle aquellas ropas que le aprieten . Preguntarle si tiene antecedentes cardiológicos y si porta alguna medicación para el tratamiento del dolor torácico (nitroglicerina). Si lo tiene, se le ha de administrar. En todo momento se debe observar al paciente y estar pendiente de si respira y si tiene pulso y consciencia. Si el paciente tiene pulso y respira pero pierde la consciencia se le debe colocar en posición lateral de seguridad. Si no tiene pulso y no respira se deben iniciar las maniobras de RCP básicas (reanimación cardiopulmonar básica), hasta que lleguen los servicios médicos de emergencias.  
Rickettsia
Enfermedad

Rickettsia

¿Qué es la Rickettsia? Las Rickettsias son un género de bacterias que producen diferentes enfermedades infecciosas , las cuales se contagian por aerosoles, mordeduras, picaduras, rasguños, aguas y/o alimentos contaminados. La incidencia en España de infecciones por Rickettsia es de 0,36 por cada 100.000 habitantes y año. La comunidad autónoma con mayor número de casos es Andalucía, seguida de Cataluña, y se produce más en hombres que en mujeres y en edades superiores a los 55 años, aumentando los casos durante el verano y disminuyendo durante el invierno. La Rickettsia produce problemas neurológicos y puede producir endocarditis en pacientes inmunodeprimidos, es una enfermedad de tipo leve. Tipos de Rickettsias  Rickettsia rickettsii : es la bacteria que causa la fiebre de las enfermedades rocosas . Rickettsia conorii : es la causante de la fiebre botonosa mediterránea, es la rickettsiosis más frecuente en España. Rickettsia prowazekii : causa el tifus epidémico . Causas de la Rickettsia La causa de la Rickettsia suele ser por transmisión desde un insecto que suele ser un artrópodo: La fiebre botonosa mediterránea se transmite por la picadura de una garrapata dura , el reservorio de la enfermedad es el perro. Por tanto, se trata de una zoonosis . La fiebre de las montañas rocosas se transmite por la picadura de una garrapata, se transmite por la garrapata de la madera y la garrapata del perro . El tifus epidémico se transmite a través del piojo del cuerpo , cuando sus heces infectadas entran por lesiones que pueda haber en la piel. Síntomas de la rickettsia Fiebre botonosa mediterránea : se encuentra una mancha negra en el lugar de la picadura de la garrapata, fiebre elevada , exantema , conjuntivitis y faringitis con cefalea intensa, y pueden asociarse también mialgias y artralgias , así como dolor abdominal con náuseas y vómitos asociado a hepatomegalia y esplenomegalia. En algunos pacientes solo se encuentran las adenopatías como síntomas. Fiebre de las montañas rocosas : suele dar lugar a fiebre , dolor de cabeza , confusión , dolor muscular y erupción cutánea . Puede asociarse a vómitos, diarrea, falta de apetito, dolor abdominal, sensibilidad a la luz y alucinaciones. Tifus epidémico : los síntomas principales son fiebre , cefalea intensa y cansancio súbito , y máculas pequeñas en las axilas y en la parte superior del tórax. Este exantema puede convertirse en petequial y hemorrágico , y además el paciente puede tener esplenomegalia (aumento del bazo) e hipertensión , que le lleve a un colapso circulatorio. Tratamiento para la rickettsia El tratamiento de las Rickettsiosis será antibiótico , que se debe empezar a suministrar en el momento más precoz posible. Se pondrá Tetraciclina en dosis de 250 mg. cada 6 horas en adultos y en niños se usa en dosis de 50mg. cada 8h. La Doxiciclina se va a usar en dosis de 100mg. cada 12 horas en adultos y en dosis de 2-4mg. por kg de peso cada 12 horas en niños. Se pueden usar otros fármacos como el Cloranfenicol , la Josamicina , y las Quinolonas . Pruebas complementarias del tratamiento de la Rickettsia Diagnóstico clínico por la sospecha de la sintomatología en zonas endémicas . Analítica de sangre con recuento celular, velocidad de sedimentación y bioquímica con transaminasas, función renal y pruebas de coagulación. Cultivo de sangre buscando la Rickettsia . Serología determinando Igm. específica contra la bacteria. La PCR para búsqueda de ADN en coágulos de sangre. Factores desencadenantes de la Rickettsia El factor desencadenante es la picadura de la garrapata o la presencia de piojos del cuerpo en el individuo. Factores de riesgo de la Rickettsia Son factores de riesgo para la Rickettsia son: la convivencia con animales infectados por garrapatas o personas que pasean o viven habitualmente en el campo, y también las personas que viven en la calle en el caso del piojo del cuerpo. Complicaciones de la rickettsia Hepatomegalia. Esplenomegalia. Hemorragias. Hipotensión. Meningitis. Fracaso renal. Artritis. Anemias. Coagulación intravascular diseminada. Insuficiencia cardíaca. Insuficiencia respiratoria. Neumonitis. Prevención de la Rickettsia Evitar la picadura de garrapata. Uso de repelentes . Eliminación de la garrapata si esta ha picado. Uso de ropa de manga larga, pantalón largo con los bajos por dentro de las botas al andar por el campo. Especialidades a las que pertenece la Rickettsia La Rickettsiosis suele ser tratada por médicos de medicina interna y especialistas en enfermedades infecciosas. Preguntas frecuentes ¿Qué es Rickettsiosis ? La Rickettsiosis son el conjunto de enfermedades producidas por la infección de una Rickettsia que el individuo puede adquirir por la picadura de una garrapata, un piojo o por inhalación de restos de heces de animales que contengan la bacteria. Los diferentes tipos de Rickettsia dan lugar a diferentes enfermedades. ¿Qué enfermedades ocasionan las Rickettsias ? Son enfermedades producidas por las Rickettsias la fiebre botonosa mediterránea , la fiebre de las montañas rocosas , el tifus epidémico , el tifus murino , el tifus de las malezas y la fiebre africana por picadura de garrapata. ¿Qué es el tifus? El tifus epidémico es un Rickettsiosis que se produce por la Rickettsia prowazekii , se produce por el paso de la bacteria que se encuentra en las heces del piojo del cuerpo, hacia el interior de la piel a través de zonas de arañazos o lesiones en la piel. El paciente, tras infectarse, a los 7 ó 12 días presenta súbitamente fiebre elevada con cefalea intensa y postración importante. La fiebre puede ser de hasta 40 grados y permanecer elevada hasta dos semanas. Las máculas sobreelevadas y rojizas se suelen situar en las axilas y en el tronco, y respetan las palmas de manos y pies, así como la cara. Cuando se agrava el proceso, las máculas se convierten en petequiales y hemorrágicas , dando lugar a una hipotensión arterial, acompañada de insuficiencia renal, encefalitis y equimosis con gangrena y neumonía. ¿Qué es la fiebre botonosa? La fiebre botonosa es una infección producida por una Rickettsia del género coronoi , que es transmitida por la picadura de la garrapata del perro . Produce fiebre, cefalea y lesiones maculosas que pueden ser equimóticas y que se suelen iniciar en las extremidades inferiores y extenderse posteriormente. Afecta al cuero cabelludo, cara, palmas y plantas de los pies, y pueden aparecer mialgias, artralgias y dolor abdominal, así como náuseas, vómitos, hepatomegalia esplenomegalia y quemosis. ¿Qué es la fiebre mediterránea familiar? La fiebre mediterránea es un trastorno hereditario que se transmite de padres a hijos y en el cual se produce una inflamación del revestimiento del tórax, el abdomen y las articulaciones. Se produce por una mutación en el gen MEFV . Afecta a personas de la cuenca mediterránea, en especial a personas de ascendencia sefardí, armenia y arábica. El episodio agudo lleva asociado fiebre alta junto con inflamación que dará lugar a artritis , dolor articular , y dolor abdominal y torácico asociado con úlceras cutáneas.
Linfoma
Enfermedad

Linfoma

¿Qué es un linfoma? El linfoma es una tumoración maligna que parte de los linfocitos T o B. El linfoma no Hodgkin se da en 12,3 varones cada 100.000 y en 10,8 cada 100.000 mujeres. En cuanto al linfoma de Hodgkin, este se da en 2.5 varones de cada 100.000 y en 2,1 mujeres de cada 100.000. El aumento de los ganglios linfáticos puede dar lugar a la compresión de estructuras produciendo tos o dolor. Es una enfermedad grave. Tipos de linfomas Linfoma no Hodgkin : es el más frecuente y se suele dar más en adultos. Linfoma Hodgkin : es más raro y tiene dos picos de edad entre los 15 y 40 años y a partir de los 55 años.   Causas de un linfoma En el linfoma de Hodgkin no se ha encontrado una causa del mismo, puede tener relación con infecciones como pueden ser el virus de Epstein Barr , pero no se ha podido demostrar una relación directa. En el linfoma de no Hodgkin tampoco hay una causa clara, si bien aumenta con la edad y enfermedades como VIH, hepatitis C y enfermedades del tejido conectivo. Síntomas de un linfoma Los síntomas suelen ser pocos, hay aumento de uno o varios ganglios linfáticos, fiebre, pérdida de peso y sudoración profusa . Estos síntomas pueden aparecer hasta en la mitad de los pacientes, y hasta un 10% de ellos puede sentir malestar general y picor. Tratamiento para el linfoma Los tratamientos para los linfomas serán diferentes según el tipo de linfoma y el estadio en que este se encuentre, pero serán necesarias quimioterapia y radioterapia , y, en muchos casos, también un transplante de médula posterior. La radioterapia de campo afectado en la que se irradia la zona ganglionar afectada, con los nuevos sistemas de radiación se puede dar sobre la zona afectada con poca repercusión en las células sanas de alrededor. la quimioterapia utiliza los fármacos Adriamicina, Bleomicina, Vinblastina, Dacarbazina (ABVD): es el tratamiento estándar en casi todos los estadios. En los linfomas progresivos o recurrentes se va a realizar un trasplante de células madres con células autólogas, esto es, del mismo individuo, se adquieren desde su médula ósea, tras tratamiento con altas dosis de quimioterapia y radioterapia. Pruebas complementarias del tratamiento del linfoma Las pruebas complementarias de linfoma serán la biopsia ganglionar con aguja fina o aguja gruesa, para poder observar las células en el laboratorio, analítica de sangre completa y biopsia de médula ósea. Pruebas de imagen como radiología de tórax, escáner toraco-abdominal y pélvico, y un estudio del sistema nervioso central con escaner y con estudio del líquido cefalorraquídeo puede ser necesario para ver la extensión de la enfermedad. Factores de riesgo del linfoma Los factores de riesgo son: tratamientos con radioterapia, quimioterapia, pacientes trasplantados, infecciones por virus de Epstein Barr , hepatitis C, enfermedades del tejido conectivo como lupus, o enfermedad mixta del tejido conectivo. Complicaciones del linfoma Infecciones. Anemia. Problemas respiratorios. Dolor en abdomen o espalda. Prevención del linfoma Ya que no hay causas ni factores claros de riesgo, podemos decir que no se puede prevenir. Especialidades a las que pertenece el linfoma El linfoma estará en control tanto bajo del hematólogo como del oncólogo Preguntas frecuentes: ¿Qué es un linfoma en el cuello? Un linfoma en el cuello es el linfoma que afecta los ganglios linfáticos del cuello. Esto produce como sintomatología que el paciente presenta áreas del mismo claramente inflamadas e induradas a la palpación. ¿Qué es el cáncer linfático? El cáncer linfático es el que afecta a los órganos linfáticos , son los linfomas, y se llaman así porque pueden afectar a los ganglios, pero también a otras zonas del sistema linfático como son amígdalas, bazo o timo, e incluso zonas como estómago, intestino, donde también se hallan células de defensa del organismo. ¿Qué es un linfoma no Hodgkin en adultos? El linfoma no Hodgkin es un linfoma que afecta preferentemente a adultos , y que es el más frecuente de todos. Ocupa el séptimo lugar en incidencia de cáncer en población total y es la novena causa de muerte por cáncer ¿Cuál es el linfoma más frecuente? El linfoma más frecuente es el linfoma no hodgkin , que se relaciona con la edad siendo más frecuente a partir de los 50 años. ¿Qué es un linfoma de MALT? El linfoma MALT es el linfoma de tejido linfoide asociado a mucosas . Es un linfoma no hodgkin raro que se desarrolla en la mucosa de ciertos órganos como puede ser el sistema intestinal, siendo el más común el linfoma de estómago, también se puede producir en mucosas del pulmón y de glándulas lagrimales y mamarias.  
Hipotiroidismo
Enfermedad

Hipotiroidismo

¿Qué es el hipotiroidismo? El hipotiroidismo es el descenso de la hormona tiroidea por debajo de niveles normales , que se produce porque la glándula tiroidea no es capaz de producir suficiente hormona. Se conoce también como bocio , ya que se produce un aumento del tamaño de la glándula en el cuello para producir la hormona necesaria. El hipotiroidismo se presenta entre el 2,4 y 3,5 por cada cada mil habitantes en España y de todos ellos el 64% son de origen autoinmune. Además, es más frecuente en mujeres . Puede provocar coma mixedematoso, que puede llegar a ser mortal, pero el hipotiroidismo se considera una enfermedad crónica leve. Tipos de enfermedades de la tiroides Los tipos de hipotiroidismo son: Hipotiroidismo congénito : es la falta de hormona tiroidea en los recién nacidos, puede ser debido a falta o alteración en la glándula tiroidea, o por alteraciones en la glándula hipofisaria. Para detectar este problema se hace un cribado en todos los recién nacidos. Hipotiroidismo primario : se da cuando la alteración se produce en la glándula tiroidea. Hipotiroidismo secundario : se da cuando la alteración está en la hipófisis, que no estimula de modo adecuado a la tiroides para que produzca hormona tiroidea. Causas del hipotiroidismo La causa más frecuente es la tiroiditis de Hashimoto , que es una causa autoinmune, en la cual las células de defensa del organismo van a destruir el propio tiroides. Esto es más frecuente en mujeres mayores de 40 años. Otras causas son las quirúrgicas , que den lugar a extirpación del tiroides por nódulos o cánceres tiroideos, el uso de yodo radioactivo para tratar el hipertiroidismo, y los fármacos para el tratamiento de arritmias cardiacas como la Amiodarona. Síntomas del hipotiroidismo   Los síntomas del hipotiroidismo son diversos, ya que la hormona tiroidea actúa como reguladora de múltiples funciones, pudiendo dar lugar a cansancio, aumento de peso, estreñimiento, intolerancia al frío, piel pálida y seca , edema facial, dolores musculares, elevación del colesterol, dolor y rigidez de las articulaciones, así como cambios en el ciclo menstrual, pelo y uñas quebradizas y olvidos frecuentes. Tratamiento para el hipotiroidismo El tratamiento para el hipotiroidismo es el aporte de hormona tiroidea sintética . Esta sustancia se llama Levotiroxina , y su dosis será variable para cada persona, además de poder variar con el tiempo en una misma persona. Pruebas complementarias del tratamiento del hipotiroidismo Las pruebas serán analíticas de sangre con determinación de hormona tiroidea, TSH (hormona que produce la hipófisis para estimular la tiroides), y los anticuerpos antitiroideos. En algunos casos pueden ser necesarias pruebas de imagen como ecografías o gammagrafías tiroideas. Factores desencadenantes del hipotiroidismo En la tiroiditis de Hashimoto la causa desencadenante es la producción de anticuerpos antitiroideos por parte del propio organismo, atacando a su propia tiroides. Factores de riesgo del hipotiroidismo Los factores de riesgo para el hipotiroidismo son la edad, tener antecedentes familiares de enfermedades tiroideas, tratamiento con yodo radioactivo y haber recibido radioterapia a nivel del cuello. Complicaciones del hipotiroidismo   En el hipotiroidismo congénito las principales complicaciones son el r etraso mental, alteraciones del habla, retraso en el crecimiento y retraso en la madurez física. En el hipotiroidismo en adultos la principal complicación es el mixedema, que puede conducir al coma. Prevención del hipotiroidismo   No hay formas conocidas de prevenir el hipotiroidismo. Especialidades a las que pertenece el hipotiroidismo El hipotiroidismo se trata a través del endocrinólogo. Preguntas frecuentes: ¿Qué es la glándula tiroides? La glándula tiroides es la glándula que produce la hormona tiroidea , se centra en la parte delantera del cuello y que tiene dos lóbulos, uno derecho y otro izquierdo que se unen por medio de un puente en el centro. Cada lóbulo tiroideo mide entre 4 y 6 cm. ¿Engordaré mucho por tener hipotiroidismo? Es posible que presentar hipotiroidismo produzca ganancia de peso, de hecho, es uno de los síntomas que puede hacer llegar al diagnóstico de esta enfermedad, pero en el momento que el paciente empiece a tener tratamiento con hormona tiroidea su peso volverá a ser normal. ¿Qué diferencia el hipertiroidismo del hipotiroidismo? El hipertiroidismo es cuando la tiroides produce más hormona de la que se debe, por tanto hay un nivel hormonal elevado, en el hipotiroidismo se produce una disminución de hormona , esto quiere decir que la tiroides produce menos hormona de la necesaria. ¿Qué relación hay entre el hipotiroidismo y el embarazo? Se denomina hipotiroidismo gestacional. La relación de hipotiroidismo y embarazo es que una persona embarazada no debe estar hipotiroidea ya que aumenta el riesgo de complicaciones en el embarazo y se produce un mayor número de abortos.  
Infarto de Miocardio
Enfermedad

Infarto de Miocardio

¿Qué es un infarto de miocardio? El infarto de miocardio es el daño que se produce en el músculo cardíaco cuando se produce el cierre de una arteria coronaria. También se denomina cardiopatía isquémica. Los casos entre 27 y 74 años son de 210 por 100.000 hombres y de 61 por 100.000 mujeres. Esta incidencia se va a multiplicar por diez a partir de los 75 años. Es una enfermedad grave que precisa de ingreso hospitalario urgente. Tipos de infartos Los diferentes tipos de infartos son: Infarto con elevación del ST : es el infarto más normal y en este caso se observa una lesión, que se traduce en una alteración de las ondas del electrocardiograma. Infarto sin elevación del ST : es menos frecuente, en él, la isquemia no queda reflejada en el electrocardiograma, por ello, es más difícil de diagnosticar. Su base diagnóstica es la historia clínica del paciente. Causas del infarto de miocardio La causa del infarto miocardio es el cierre agudo de una arteria del corazón Síntomas del infarto de miocardio Los síntomas del infarto de miocardio son: dolor torácico , que se puede extender a la garganta, al brazo, a la zona abdominal alta y a la espalda. El dolor se acompaña de sudoración y sensación de malestar profundo. Se trata un dolor opresivo, como si se tuviera una losa encima del pecho. Puede verse acompañado también de sensación de falta de aire y de muerte inminente. Tratamiento para el infarto de miocardio El tratamiento se deberá hacer en unidades cardiológicas hospitalarias , en principio, se monitorizará al enfermo con un desfibrilador cercano, ya que la primera causa de muerte tras un infarto son las arritmias que este produce. Se deberá canalizar una vía intravenosa y suministrar al paciente tratamiento anticoagulante . Pueden ser necesarios nitratos y betabloqueantes e incluso morfina para descender el dolor. Tras la estabilización del paciente, se procederá a técnicas intervencionistas como la angioplastia para tratar de dilatar la arteria que está obstruida y, de esta forma, restituir el flujo sanguíneo, puede ser necesaria la colocación de un Stent (muelle dilatador), para mantener la arteria permeable. También se puede realizar una fibrinolisis por medio de sustancias intravenosas que tratan de deshacer el coágulo. En algunos casos puede ser necesario hacer cirugía de Bypass coronario , pero esta no se realiza de forma urgente, sino que se tiene que programar una vez el paciente se encuentre recuperado del episodio agudo. Pruebas complementarias del tratamiento del infarto de miocardio Las pruebas complementarias serán: Un electrocardiograma , que es el registro de los impulsos eléctricos que emite el corazón y que se ven alterados cuando hay una lesión cardiaca. Pruebas de laboratorio : son importantes las enzimas cardíacas, que se monitorizan para valorar cómo evoluciona el proceso. Las enzimas que se van a valorar son la troponina y la CPK. Pruebas de imagen se realizará una ecografía, que nos permitirá conocer la contractilidad cardiaca. Por último, se realiza una angiografía, que nos permite conocer qué arteria está obstruida y proceder a desobstruir si esto es posible. Factores desencadenantes del infarto de miocardio La causa desencadenante será la obstrucción arterial coronaria. Factores de riesgo del infarto de miocardio Los factores de riesgo no prevenibles son: la edad en mayores de 65 años, el sexo , ya que es más frecuente en hombres aunque mueren más mujeres, y las personas con familiares de primer grado con infarto de miocardio , que tienen más probabilidad de tener un infarto que la población general. Los factores de riesgo prevenibles son: tabaco, sedentarismo, mala alimentación, en especial la rica en grasas, consumo de drogas como la cocaína, hipertensión y diabetes mal controladas, y el estrés mantenido. Complicaciones del infarto de miocardio Arritmia cardíaca. Alteración de la contractilidad miocárdica. Disminución de la fracción de eyección (capacidad del corazón para expulsar la sangre). Aneurismas cardíacos. Prevención del infarto de miocardio Dieta pobre en grasas. Control de hipertensión arterial. Control de diabetes. No consumir drogas. No fumar. Realizar ejercicio moderado de forma continua. Especialidades a las que pertenece el  infarto de miocardio El infarto de miocardio deberá ser tratado por cardiólogos, aunque son los médicos de familia los que se deberán encargar del tratamiento de los factores de riesgo. Preguntas frecuentes: ¿Puede un infarto de miocardio dejar muchas secuelas? Tras un infarto pueden quedar secuelas, pero en general el paciente puede realizar una vida normal. Las secuelas pueden ser alteraciones en la capacidad del corazón para contraerse, que puede dar lugar a una insuficiencia cardíaca, y aneurismas cardíacos que pueden dar lugar a procesos de trombos. ¿Qué es una angina de pecho? La angina de pecho se da cuando se produce una falta de aporte sanguíneo al corazón y por tanto de oxígeno , pero que no llega a producir un daño en el miocardio. A veces recibe el nombre vulgar de “amago de infarto”. ¿Cuáles son los síntomas previos a un infarto? En la mayoría de las ocasiones el infarto no tiene síntomas previos, de haberlos, será una angina de pecho, esto es, dolor retroesternal, que puede estar relacionado con el ejercicio o el estrés y que mejora en breves minutos o con reposo. Si se tienen estos síntomas siempre se debe de consultar a un médico. ¿Es cierto que los infartos son más propensos en hombres que en mujeres? Es cierto que hay mayor número de infartos en hombres que en mujeres, no obstante, la mortalidad por infarto es mayor en las mujeres , llegando a ser el doble que en los hombres.  
Hepatitis C
Enfermedad

Hepatitis C

¿Qué es la hepatitis C? La hepatitis C, también conocida como VHC o HCV, es una enfermedad vírica que afecta al hígado produciendo alteraciones en el organismo. Se da tanto en hombres  como en mujeres, teniendo mayor riesgo de sufrirla aquellas personas que practican sexo sin protección, consumen drogas intravenosas, o trabajan en el sector sanitario. Pertenece a la especialidad de infectología y es considerada una enfermedad de tipo grave. Tipos de hepatitis Todas las hepatitis afectan directamente al hígado, pero se diferencian según su gravedad y forma de contagio. Las principales hepatitis son: Hepatitis A : es el tipo de hepatitis más leve. Se contagia por el consumo de agua o alimentos infectados por materiales fecales. Producida por el virus VHA. Hepatitis B : esta hepatitis se transmite mediante fluidos corporales infectados por el virus como la sangre, el semen, la saliva, las lágrimas, la orina y los fluidos vaginales. En la mayoría de los casos se hace crónica. Producida por el virus VHB. Hepatitis C : el contagio se produce por el contacto directo con la sangre infectada. Suele ser crónica. Producida por el virus VHC. Hepatitis D : es la hepatitis más grave. Es el virus más dañino de esta enfermedad y solo se desarrolla si el paciente también sufre hepatitis B, además las vías de contagio son las mismas: fluidos corporales infectados. Producida por el virus VHD. Causas de la hepatitis C La hepatitis C es una enfermedad vírica que afecta al hígado llegando incluso a anular sus funciones si no se trata correctamente la enfermedad. El virus de la hepatitis C se transmite a través de sangre contaminada que entra en el torrente sanguíneo de una persona sana por diferentes motivos, como la práctica de sexo sin protección, el consumo de drogas inyectables o el contagio al estar expuestos al virus. Síntomas de la hepatitis C Esta enfermedad en muchas ocasiones no presenta síntomas hasta casi diez años después de haberse contraído. Por ello, es importante realizarse análisis de sangre, ya que los síntomas no siempre son evidentes. Los principales de la hepatitis C son: Ictericia (color amarillo de la piel y de los ojos). Pérdida de apetito y bajada de peso. Orina oscura. Ascitis (retención de líquidos en el abdomen). Aumento de sangrado y presencia de hematomas. Inflamación de las piernas. Fiebre. Fatiga. Somnolencia. Desorientación. Ramificaciones de los vasos sanguíneos. Tratamiento para la hepatitis C Para tratar la hepatitis C el paciente debe tomar medicamentos antivirales así como vacunarse contra la hepatitis A y la hepatitis B de forma que no se complique su recuperación, ya que ambas enfermedades también afectan al hígado. En algunos casos, si el hígado está muy dañado, el paciente deberá someterse a un trasplante. Pruebas complementarias del tratamiento de hepatitis C Como la hepatitis C puede tardar en presentar síntomas hasta varios años después, es importante que los pacientes que tienen factores de riesgo se realicen la prueba. La prueba se basa en una analítica sanguínea para detectar la presencia del virus VHC, y en caso de que este dé positivo, se realizarán análisis complementarios para comprobar la cantidad de virus que hay en la sangre e identificar el genotipo. Por otro lado, se realizarán pruebas en el hígado para evaluar si existe daño hepático. Factores desencadenantes de la hepatitis C La hepatitis C se desarrolla cuando el virus VCH ingresa en la sangre del paciente, por tanto, cualquier acción que pueda provocar este suceso es un factor desencadenante. Factores de riesgo de la hepatitis C Existen una serie de factores de riesgo que pueden provocar que el paciente tenga mayor tendencia a sufrir la hepatitis C. Estos factores de riesgo son: Practicar sexo con muchas personas sin protección. Consumir drogas intravenosas. Haber padecido una enfermedad de transmisión sexual. Padecer VIH. Si la madre del paciente tenía hepatitis C. Si se realizó un tatuaje o piercing en un lugar sucio y con material no esterilizado. Trabajar en el sector de la salud y estar expuesto. Recibir transfusiones de sangre o trasplantes de órganos dañados. Complicaciones de la hepatitis C Cirrosis. Ascitis. Encefalopatía hepática. Cáncer de hígado. Daño hepático con insuficiencia. Prevención de la hepatitis C No consumir drogas inyectables. Mantener una buena higiene. Acudir al médico con la presencia de síntomas. Vacunación de la hepatitis A y B. Mantener relaciones sexuales seguras. Elegir centros certificados para la realización de piercings y tatuajes. Especialidades a las que pertenece la hepatitis C La hepatitis C es una enfermedad vírica, por tanto, es tratada por la especialidad médica de infectología. Preguntas frecuentes: ¿Qué tipo de hepatitis es la más peligrosa? La hepatitis D , puesto que para desarrollarse el paciente también estará contagiado de la hepatitis B, lo que ocasiona que los síntomas se agraven. También es de gravedad la hepatitis autoinmune. ¿Qué es el VHC positivo? El VHC es el Virus de la Hepatitis C , por tanto un VHC positivo significa que el paciente está infectado por el virus y por tanto padece hepatitis C. ¿Cuál es la hepatitis que se transmite sexualmente? La hepatitis B. No obstante, la hepatitis C también puede transmitirse sexualmente si durante el coito se produce un sangrado o fisura aunque sea mínimo. ¿Cómo se puede contagiar la hepatitis? La hepatitis se puede contagiar por los fluidos corporales (VHB, VHD), por la sangre (VHC) o por el consumo de alimentos o agua contagiados (VHA) por el virus. ¿Qué es el anti-VHC? El anti-VHC son los anticuerpos que genera el organismo ante la presencia del virus de la hepatitis C para hacerle frente, por tanto, es un indicativo de que el paciente sufre esta enfermedad.  
Tuberculosis
Enfermedad

Tuberculosis

¿Qué es la tuberculosis? La tuberculosis, antiguamente conocida en Europa como “gran peste blanca” y anteriormente por los griegos denominada “tisis”, es una infección infectocontagiosa de larga duración producida por agentes de la especie mycobacterium tuberculosis complex, en España sobre todo por la mycobacterium tuberculosis o bacilo de Koch (BK). Esta infección puede afectar a cualquier órgano. Se trata de la infección crónica  más importante del mundo , con una incidencia de 8 millones de casos nuevos al año. El 90-95% de casos se producen en países en vías de desarrollo, siendo una de las mayores causas de muerte de origen infeccioso. Tipos de tuberculosis Se puede dividir la tuberculosis en dos maneras según la presentación en el paciente: La infección tuberculosa latente: Se produce cuando la persona entra en contacto con mycobacterium tuberculosis desencadenandose, en su organismo, una respuesta del sistema de defensa (llamado chancro de inoculación) en el lugar donde se asienta (habitualmente el pulmón ). Esta respuesta inmune consigue controlar la multiplicación de la mycobacteria y con ello frenar la infección y eliminar cualquier síntoma. Pero el paciente tiene el riesgo de poder desarrollar la enfermedad en el futuro. La enfermedad tuberculosa activa: Se define por la presencia de síntomas y alteraciones en la exploración física y en la realización de pruebas complementarias. El desarrollo de la enfermedad puede darse en una gran variedad de localizaciones: pulmonar, pleura (membrana que recubre los pulmones), ganglionar (estaciones del sistema de defensa), meníngea (membranas que recubren el cerebro y la médula), osteoarticular, gastrointestinal, genitourinaria, etc. Se presenta de forma más frecuente (85%) en los pulmones . Causas de la tuberculosis La causa de la infección es el contagio por especies del complejo mycobacterium tuberculosis. En nuestro país sobre todo por la mycobacterium tuberculosis , con algún brote esporádico por Mycobacterium bovis. La vía de contagio habitual es la respiratoria y por secreciones respiratorias (esputo) emitidas por un adulto con enfermedad tuberculosa pulmonar. En el caso del origen bovino (infección producida por la m. bovis) , se transmite tras la ingestión de leche contaminada. Síntomas de la tuberculosis Los síntomas son variables dependiendo de la zona de afectación del organismo, la edad del paciente, la situación de su sistema de defensas, la coexistencia de otras enfermedades y la virulencia de la mycobacteria. Pueden presentarse síntomas generales como fiebre, sudoración nocturna profusa, pérdida de apetito (anorexia) y disminución de peso, cansancio (astenia), y malestar general. Cuando afecta al pulmón , que es lo más frecuente, aparece tos que inicialmente no arranca flemas y después es productiva arrastrando un esputo purulento (infeccioso, con aspecto de pus), en ocasiones va acompañado por la expulsión de sangre (hemoptisis), dolor torácico y sensación de falta de aire (disnea). La tuberculosis extrapulmonar es menos común . Puede aparecer por ejemplo en: los ganglios linfáticos que se inflaman y pueden fistulizar la piel (tener comunicaciones anómalas hacia la piel). Tuberculosis pleural: Aparece una acumulación de líquido en el espacio pleural (espacio virtual entre las dos membranas que cubren los pulmones), con dolor torácico agudo y sensación de falta de aire. Si existe afectación del sistema nervioso central con meningitis , aparecerán síntomas como dolor de cabeza, disminución del nivel de conciencia y rigidez en la nuca. Cuando la infección se da en el aparato genitourinario , el paciente suele tener molestias al orinar, sangre en la orina, dolor lumbar, febrícula e ir de forma frecuente a orinar. En las mujeres , además, aparece dolor en la pelvis, alteraciones de la menstruación e infertilidad. Y en los varones , aparece prostatitis y orquitis (inflamación de la próstata y/o el testículo). Puede darse también la infección en el tubo digestivo desde la boca hasta el ano, cursando con síntomas como diarrea, dolor abdominal, fístulas a la piel, hemorragia digestiva, aparición de una masa palpable en el abdomen, etc. En el corazón , concretamente en el pericardio que es la membrana que lo recubre, el paciente puede presentar dolor torácico que se modifica con la inspiración o la posición y otros síntomas de todo el organismo (malestar, fiebre, etc). Si existe un derrame puede comprometer la función del corazón. Tratamiento para la tuberculosis En la infección latente está indicado tratar a todos los pacientes menores de 35 años. Los médicos ofrecen tratamiento a todos los pacientes de entre 35-65 años con infección tuberculosa latente y riesgo de desarrollar una tuberculosis activa  (salvo riesgo elevado de toxicidad en el hígado por los fármacos). Este tratamiento se denomina quimioprofilaxis y en él se indica la toma de antibióticos en distintas pautas (isoniazida durante 6 meses o Isoniazida + rifampicina durante 3 meses). En la enfermedad tuberculosa activa incluye la administración de 4 tipos de antibióticos, dos de ellos con actividad bactericida (mata a las mycobacterias que se están multiplicando), otro con buena actividad esterilizante (mata a las que están en situación latente), y otro que se denomina acompañante (sirven para disminuir las resistencias de los microorganismos). Es fundamental el cumplimiento terapéutico dado que su incumplimiento o el cumplimiento irregular compromete la eficacia y es el principal mecanismo de inducción de resistencias. La pauta principal suele ser de 2 meses con administración de isoniazida + rifampicina + pirazinamida + etambutol, seguido durante otros 4 meses de la toma de isoniazida + rifampicina. Existen otros tipos de pautas que se indican dependiendo de las características del paciente y de la presentación de la enfermedad. El paciente con enfermedad activa debe ser aislado respiratoriamente para el control de contagio. Pruebas complementarias del tratamiento de tuberculosis La infección tuberculosa latente se diagnostica mediante la denominada prueba de la tuberculina o mantoux en la que se detecta una hipersensibilidad del organismo frente a las proteínas de la mycobacteria como memoria del sistema de defensa al haber tenido contacto previo con el microorganismo cuando se infectó. Para ello, se inyecta a nivel subcutáneo un líquido y a las 48 - 72 horas se objetiva si el organismo ha presentado una reacción en la piel, en el sitio donde se inyectó. Se considera que la prueba es positiva si hay un enrojecimiento e inflamación por encima de 10mm. En la enfermedad tuberculosa activa se realiza una recogida de muestras de esputo , orina, jugos gástricos, sangre, líquido cefalorraquídeo, aparato genital, etc, según la localización de la infección y se visualiza de forma directa el microorganismo mediante el uso de una tinción que colorea de forma específica la bacteria. Además, se realizan cultivos para detectar la presencia de microorganismos, una analítica de sangre y técnicas de imagen fundamentalmente radiografía de tórax y TAC, donde se objetivan las lesiones en el pulmón, en el caso de la radiografía, y de forma más ampliada al resto de zonas del organismo según la afectación que presente el paciente . Factores desencadenantes de la tuberculosis El principal factor desencadenante de la tuberculosis es el contagio a través de los fluidos . Factores de riesgo de la tuberculosis Convivencia con una persona enferma de tuberculosis. Vivir en situaciones de hacinamiento. Ventilación pobre. Riesgo laboral (personal de instituciones sanitarias, etc.). Inmigración. Nivel socioeconómico bajo. Personas adictas a drogas por vía parenteral, alcohol, etc. Padecer una situación de inmunosupresión (alteración del sistema de defensa): pacientes con VIH (virus de la inmunodeficiencia humana), ingesta crónica de corticoides, pacientes transplantados, etc. Complicaciones de la tuberculosis Lesión del tejido pulmonar con su destrucción y cavitación . Desarrollo de un tipo de tumor pulmonar que se asocia frecuentemente al padecimiento de tuberculosis (carcinoma broncogénico). Lesiones de la vía aérea (bronquiectasias), estenosis (estrechamiento traqueobronquial), etc. Alteraciones vasculares (vasculitis, trombosis,etc.) Calcificaciones de los ganglios linfáticos. Neumotórax (entrada de aire en la cavidad pleural). Prevención de la tuberculosis La principal medida de prevención es actuar sobre el paciente enfermo que es el reservorio para transmitir la enfermedad . Para ello es fundamental realizar un diagnóstico precoz y un tratamiento idóneo con aislamiento respiratorio del paciente . Controlar los animales enfermos y garantizar una adecuada higiene de la leche de vaca. Uso de la vacuna , que está reservada a casos seleccionados (niños con prueba de tuberculina negativa con exposición crónica a los esputos de un familiar con la enfermedad, trabajadores de instituciones sanitarias con prueba de la tuberculina negativa en contacto frecuente con enfermos o muestras biológicas, etc.) Especialidades a las que pertenece la tuberculosis Según la forma de presentación de la enfermedad puede ser tratada y evaluada por el especialista en enfermedades infecciosas , por el neumólogo , el médico internista , y todos aquellos especialistas según el tipo de afectación desarrollada. Preguntas frecuentes ¿Cómo se transmite la tuberculosis? La tuberculosis se transmite por vía respiratoria a través de las secreciones y las pequeñas gotas de saliva expulsadas por la tos de un paciente con la enfermedad activa. Además, otra de las micobacterias que pueden desencadenar la infección se transmite por el consumo de leche bovina sin control higiénico sanitario. ¿Cuál es la vacuna contra la tuberculosis? La vacuna contra la tuberculosis o BCG, constituida por la bacteria modificada viva , no patógena (no produce la infección), que se administra por vía intradérmica. En Europa occidental no se recomienda la vacunación masiva de la población, salvo en casos específicos de mayor riesgo de infección. En los países de bajo nivel socioeconómico, donde la enfermedad es más frecuente, sí se aplica de forma habitual. ¿Cuál es la bacteria de la tuberculosis? La bacteria que habitualmente en nuestro medio produce la tuberculosis es el mycobacterium tuberculosis (bacilo de la familia mycobacteriaceae , género mycobacterium y especie mycobacterium complex ). ¿Cuánto tiempo dura viva la bacteria de la tuberculosis? Una vez infectado el cuerpo por la bacteria, esta puede vivir en el organismo de forma latente sin dividirse y sin producir infección con síntomas , encapsulada por una reacción del sistema de defensa del organismo en lo que se denomina granuloma. Otras veces el cuerpo es capaz de eliminarla de forma completa . En pacientes con alteración del sistema inmune, meses o años después puede reactivarse la enfermedad y producir síntomas típicos. ¿Cuánto dura el tratamiento de la tuberculosis? El tratamiento de la infección activa de tuberculosis se establece como mínimo en unos 6 meses .
Hiperpotasemia
Enfermedad

Hiperpotasemia

¿Qué es la hiperpotasemia? La hiperpotasemia o hiperkaliemia es un trastorno electrolítico, es decir por aumento de un elemento, el potasio, del organismo donde existe una elevación del este en la sangre por encima de 5.5mEq/L (miliequivalentes por litro). La hiperpotasemia es un problema que afecta de forma más frecuente a pacientes mayores que deben tomar fármacos que pueden aumentar la concentración de potasio en sangre. En pacientes hospitalizados se da en un 10% de los casos. Es la alteración electrolítica más grave , ya que puede producir alteraciones cardíacas mortales en poco espacio de tiempo. Tipos de hiperpotasemia Según la cantidad de potasio en plasma que se detecte se divide la hiperpotasemia en: Hiperpotasemia leve : concentración de potasio plasmático entre 5.5 - 6 mEq/L. Hiperpotasemia moderada : concentración de potasio plasmático entre 6 - 7 mEq/L. Hiperpotasemia grave : concentración de potasio plasmático mayor a 7 mEq/L. Además, se establece que puede existir una pseudohiperpotasemia , es decir, una concentración real de potasio normal, aunque aparezcan cifras elevadas en los análisis debido un mal procesamiento de la muestra. Causas de la hiperpotasemia La pseudohiperpotasemia aparece por un cierre repetido del puño durante la extracción de la muestra de sangre o un exceso de presión en el torniquete que se realiza en la parte superior del brazo antes de la extracción. También por un traumatismo en la punción venosa , por la destrucción de los glóbulos rojos de la muestra de sangre o por un aumento de las células sanguíneas en esta. Otra de las causas e un aporte excesivo de potasio habitualmente en pacientes en los que no les funciona bien el riñón. Suele asociarse a aporte por fármacos por vía parenteral (intravenosa) que contengan potasio. La tercera causa descrita es la salida de potasio que existe dentro de las células fuera de ellas (al espacio extracelular). Esta situación aparece en procesos de alteración metabólica como acidosis metabólica o respiratoria, déficit de insulina o aumento del azúcar en sangre (hiperglucemia), destrucción de tejidos (en quemaduras, traumatismos extensos...etc.), o incluso por realizar un ejercicio físico muy intenso , por la toma de fármacos como betabloqueantes, digoxina, algunos relajantes musculares...etc. Por último, se puede producir hiperpotasemia por mala función del riñón en enfermedades como insuficiencia renal aguda o crónica, hipoaldosteronismo, o por fármacos que disminuyen la secreción renal de potasio. Síntomas de la hiperpotasemia Los síntomas que aparecen se deben a la alteración que se produce de la transmisión del impulso de los nervios a los músculos (transmisión neuromuscular) a nivel del músculo del corazón y del resto de músculos del organismo. Así puede aparecer debilidad muscular, alteración de la sensibilidad como hormigueo o entumecimiento, astenia (cansancio, y debilidad), alteraciones en la articulación del habla, dificultad para tragar, incluso parálisis muscular y dificultad para la deambulación. Pueden aparecer manifestaciones gastrointestinales como náuseas, vómitos y dolor abdominal , o íleo paralítico (mal funcionamiento del intestino). A nivel cardíaco pueden aparecer arritmias ventriculares (alteraciones del ritmo del corazón muy graves) e incluso la parada cardíaca. Pueden aparecer otras alteraciones del sistema renal y del sistema endocrino. Tratamiento para la hiperpotasemia Lo primero que se hace es eliminar cualquier aporte externo de potasio (tanto dietético como farmacológico). Aquellos pacientes con unos niveles de potasio por debajo de 6 mEq/L que se encuentran asintomáticos pueden corregir esto únicamente con medidas dietéticas (dieta pobre en potasio). Además, se pueden asociar fármacos denominados resinas de intercambio catiónico o diuréticos si los niveles oscilan entre 6 - 6.5 mEq/L (hiperpotasemia leve). En los casos de hiperpotasemia moderada sin que existan alteraciones en el electrocardiograma, se utiliza la administración de glucosa + insulina. También se puede utilizar Salbutamol en una nebulización (inhalado) o bicarbonato sódico intravenoso. En los episodios de hiperpotasemia grave con niveles de potasio por encima de 7 mEq/L y alteraciones del ritmo del corazón, se utiliza tratamiento intravenoso con gluconato o cloruro cálcico,  diuréticos, insulina, Salbutamol en nebulización  o intravenoso y enemas de resinas de intercambio. Cuando existe insuficiencia renal grave o las medidas anteriores fallan, se recurre a la realización de diálisis , siendo la hemodiálisis más eficaz que la diálisis peritoneal en la eliminación de potasio. Pruebas complementarias del tratamiento de la hiperpotasemia El diagnóstico se realiza con una analítica de sangre con determinación hemograma, bioquímica con iones (potasio, sodio y calcio), glucosa, urea y creatinina. Además se determinan enzimas musculares como la  creatin-Kinasa.  También se realiza analítica de orina y gasometría arterial. Se puede realizar un estudio del llamado eje hipófisis-suprarrenal con determinación de renina, aldosterona y cortisol en plasma. Además se realiza electrocardiograma y radiografía de tórax. Factores desencadenantes de la hiperpotasemia El factor desencadenante de la hiperpotasemia es una concentración en el plasma sanguíneo del potasio por una aporte excesivo , por un defecto de su eliminación a nivel renal, o por una alteración en su distribución en el organismo. Factores de riesgo de la hiperpotasemia Edad avanzada. Insuficiencia renal. Uso de complementos de potasio. Disminución del aporte de sangre en los tejidos por ateromatosis (presencia de placas de colesterol en las arterias). Padecimiento de enfermedades cardiovasculares: cardiopatía isquémica, claudicación intermitente y tabaquismo. Deshidratación. Toma de fármacos como betabloqueantes, antihipertensivos como inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (IECA) como el Enalapril, Ramipril ...etc, o antagonistas de los receptores de la angiotensina II (ARA-II) como el Valsartan, Telmisartan, Olmesartan ...etc, diuréticos como la Espironolactona , o antiinflamatorios como el Ibuprofeno o el Diclofenaco , entre otros. Baja ingesta de agua. Complicaciones de la hiperpotasemia Las complicaciones más graves se dan por un aumento muy elevado de la concentración de potasio plasmática y son la expresión más intensa de las manifestaciones clínicas que presenta como: Taquicardia y fibrilación ventriculares: arritmias muy graves del corazón. Asistolia: falta de pulso cardíaco. Elevación de insulina y glucagón. Íleo paralítico: alteración del movimiento del intestino que favorece su obstrucción. Prevención de la hiperpotasemia Adecuada hidratación. Vigilancia del aporte dietético de potasio en pacientes con toma de fármacos que elevan la concentración de potasio o pacientes con insuficiencia renal. Especialidades a las que pertenece la hiperpotasemia La hiperpotasemia es una alteración tratada habitualmente a nivel hospitalario tanto en el servicio de urgencias como en los pacientes ingresados, pudiéndose tratar al paciente por parte de los especialistas en medicina interna, intensivistas, nefrólogos o cardiólogos. Preguntas frecuentes: ¿Qué es la hipernatremia? La hipernatremia es la elevación de la concentración de sodio en sangre por encima de 145 mEq/L producida mayoritariamente porque el aporte de líquidos esté disminuida. ¿Qué es la hiperfosfatemina? La hiperfosfatemina es el aumento de la concentración del fosfato en la sangre por encima de 4.5 mg/dL producidos frecuentemente por alteraciones en la glándula paratiroides (hipotaratiroidismo) o por alteraciones renales. ¿Qué es la hipopotasemia? Es la disminución de la concentración de potasio en sangre por debajo de 3.5 mEq/L, una alteración muy prevalente en nuestro medio, ya que una de las causas más frecuentes es la pérdida de potasio por la aparición de vómitos o diarrea. ¿Qué alimentos contienen más potasio? La leche en polvo, los quesos, carnes como liebre y conejo, embutidos, peces, moluscos y crustáceos como  la vieira, palometa, caviar, jurel, boquerón, surimi, caballa, salmón, pulpo, pez espada, percebe, pescados ahumados, los huevos, todos los frutos secos, todas las legumbres, verduras y hortalizas como la pimienta negra, el perejil, patata, ajo, espinaca, acelga, champiñón, trufa, col de Bruselas, cardo, escarola, brócoli, endivia, col, coliflor, remolacha, cereales y derivados como la harina de soja, germen de trigo, cebada, avena, maíz y frutas como dátiles, coco, grosella negra, plátano, aguacate, kiwi, y el melón. ¿Qué alimentos contienen menos potasio? Verduras y hortalizas como el calabacín, cebolla, lechuga, pepinillos, pimientos y otros siempre que sean cocidos como la lombarda, el repollo, las berenjenas o los espárragos y los nabos, frutas como la manzana, pera, sandía y mandarina. La carne de pollo o de gallina, la sardina asada, o la pasta.  
Consultas online

Telemedicina 24h.
Olvida los riesgos, las esperas y desplazamientos.

Videoconsulta, Chat médico, consultas telefónicas... Tú decides.

Ver consultas online
1

Regístrate ahora y prueba un mes GRATIS de Savia Premium

Acceso ilimitado a nuestros servicios para que pruebes la experiencia Savia al completo.

Registrarte gratis
2

Después sigue con tu cuenta gratis o hazte Premium

Al acabar el mes, puedes disfruta Savia con la cuenta gratis o hacerte Premium por 59€ al año (o 10€ al mes) para tener consultas online inlimitadas.

Comparar todos los planes