1. Home
  2. Contenidos de salud
  3. Vendaje Comprensivo

Vendaje Comprensivo

Regístrate y recibe un mes de servicios ilimitados gratuitos en Savia
Videoconsulta 24 horas
Chat médico 24 horas
Evaluador de síntomas
Regístrate ahora gratis

Definición 

El vendaje compresivo es un tipo de inmovilización de una región anatómica ejerciendo una compresión, ya sea sobre una lesión traumática, para detener una hemorragia o para proteger el proceso de cicatrización.

¿Tienes dudas? Regístrate ahora en Savia y habla gratis con nuestros especialistas médicos por chat o videoconsulta.

El vendaje compresivo se realiza para ejercer una compresión progresiva a nivel de una extremidad, de la parte distal o proximal, con el fin de favorecer el retorno venoso.

¿Cómo es un vendaje compresivo?

Un vendaje compresivo se realiza con un vendaje elástico no adhesivo. Antes de colocarlo el especialista se debe asegurar de que la piel está limpia, seca y libre de heridas, en cuyo caso tendrá que colocar un apósito antiséptico.

Se coloca el vendaje comenzando por el extremo más alejado de la extremidad, es decir, por el pie o la mano y se hace rodar de forma circular hasta la unión con el cuerpo para facilitar el retorno de sangre venosa hacia el corazón, evitando las arrugas en los pliegues.

El vendaje debe estar lo suficientemente apretado para que brinde protección como soporte al área lesionada, pero lo suficientemente suelto para que no corte la circulación o cause incomodidad.

Siempre que sea posible, se deja descubierta la porción distal de la extremidad o los dedos expuestos, para poder valorar las alteraciones circulatorias por presión. Es decir, si están cianóticos (azul-morado), pierden color, se adormecen o están fríos al tacto, en cuyo caso se retirará y se colocará de nuevo el vendaje.

Los segmentos corporales vendados deben mantenerse en una posición anatómica natural y funcional con ligera flexión de las articulaciones, para evitar estiramiento y acortamientos musculares y tendinosos anormales.

Al finalizar el vendaje, se fija el extremo libre de la venda, con una cinta adhesiva o broches.

¿Para quién está indicado?

El vendaje compresivo está indicado para:

  • En casos de contusiones de partes blandas.
  • Esguince grado 1. 
  • Tendinitis.
  • Para detener hemorragias.
  • Lesiones musculares (roturas fibrilar).
  • Bursitis.
  • Artritis aguda (traumática o inflamatoria).
  • En algunas fracturas estables para reducir la inflamación.

¿Por qué se realiza? 

El vendaje compresivo se realiza para ejercer una compresión progresiva a nivel de una extremidad, de la parte distal o proximal, con el fin de favorecer el retorno venoso.

Para fines preventivos y terapéuticos con el propósito de detener hemorragias. Ya que situándolo sobre la herida y aplicando cierta presión, se consigue detener la hemorragia. Para limitar el movimiento de alguna articulación lesionada

¿Tienes dudas? Regístrate ahora en Savia y habla gratis con nuestros especialistas médicos por chat o videoconsulta.

Riesgos de un vendaje compresivo

Los riesgos de un vendaje compresivo son poco frecuentes si lo realiza un personal capacitado y entrenado. Una mala comprensión podría producir riesgos o complicaciones serias como son:

  • La presión sobre los tejidos puede afectar la circulación.
  • Dedos levementes cianóticos (azul-morado) y fríos.
  • Edema (hinchazón) que borra los pliegues digitales.
  • Hipoestesia (pérdida de la sensibilidad) y sensación de dedos dormidos.
  • Palidez discreta en la extremidad.
  • Úlceras o heridas causadas por la presión que ejerce el vendaje.

Preparación

El vendaje compresivo no requiere una preparación especial para realizarlo.

La zona donde se va a aplicar el vendaje debe estar limpia, y si es sobre una herida abierta antes de hacerlo se debe cubrir la misma con un material antiséptico.

Secar bien la superficie cutánea y no debe de arrugarse cuando se hace el vendaje.

Es imprescindible retirar las joyas, anillos, pulseras o reloj del área donde se va a realizar el vendaje, para evitar bandas de constricción.

Se recomienda quitar el esmalte de las uñas del paciente para valorar y vigilar la coloración.

Cómo es la recuperación de un vendaje compresivo

La recuperación de un vendaje compresivo, después de realizar el procedimiento.

  • El paciente guardar reposo relativo, el tiempo va a depender del tipo de lesión a tratar.
  • Elevar la extremidad durante las primeras 48 horas.
  • Aplicar bolas de hielo local durante las primeras 24-48 horas. No aplicarlo directamente sobre la piel.
  • Si presenta dolor el paciente puede tomar analgesicos y antiflmatoris para aliviar las molestias, que serán indicados por el médico.
  • El paciente debe vigilar la coloración, sensibilidad y movilidad de los dedos, si aparece algún cambio debe acudir a su médico.
  • Se debe realizar el vendaje en las 48-72 horas después de realizarlo.
  • El médico le indicará cuándo puede comenzar a apoyar el pie y caminar. También va a decidir cuando se retira el vendaje, que va a depender del grado de la lesión.
  • Se retira e inmediatamente el paciente puede empezar a hacer rehabilitación si así lo decide el médico o continuar su vida normal.

Resultados

Los resultados del vendaje compresivo van a depender de las indicaciones del vendaje, del tipo de lesión que tiene el paciente y de su correcta aplicación. Tiene una respuesta satisfactoria y una recuperación muy efectiva. Ejerce una buena compresión progresiva de la extremidad y favorece al retorno venoso. Ejerce una función preventiva y terapéutica en la articulación lesionada.

Preguntas frecuentes

¿Cuáles son los tipos de vendajes?

Los tipos de vendaje que existen son:

  • Blando y contenido: se usa para contener el material de una cura y un apósito.
  • Compresivo: se utiliza para ejercer una compresión progresiva a nivel de una extremidad
  • Funcional: es una técnica de inmovilización parcial que permite mantener cierta funcionalidad en la zona lesionada.
  • Rígido: sirve para inmovilizar completamente la zona lesionada.
  • Espiral: se usa para sujetar apósitos, gasas o férulas en los miembros.
  • Suspensorio: vendaje sostenedor de un tipo de tejido blando como los testículos y la mama.
  • En ocho: se suele utilizar en articulaciones del miembro superior (hombros, codo, muñeca) y en inferior ( rodilla y tobillos).
  • Circular: puede fijar apósitos en la frente y los miembros y controlar las hemorragias.
  • Espiga: vendaje de protección de las articulaciones, músculos y tendones.
  • Velpeau: se utiliza para las lesiones de cintura escapular.     

¿Qué es un vendaje elástico?

Un vendaje elástico es un vendaje de contención. Brinda compresión uniforme y suave sobre el tejido que rodea una lesión, para disminuir el dolor y la inflamación, brindando sostén a la zona lesionada.

¿Qué es un vendaje neuromuscular?

El vendaje neuromuscular también llamado kinesiotaping consiste en cintas de algodón con un adhesivo acrílico, que se utiliza con la intención de tratar lesiones de atletas y otros trastornos físicos. Es un método de apoyo y complementos de otros tratamientos fisioterapéuticos.

¿Qué es un vendaje suspensorio?

El vendaje suspensorio es un tipo de vendaje de protección que sostiene, envuelve, sujeta, eleva y deja suspendida una parte lesionada de tipo de tejido blando como la mama, los testículos y el pene. 

¿Qué es un vendaje funcional?

Un vendaje funcional es un tipo de técnica de inmovilización parcial, que se emplea en lesiones tendinosas, musculares y de ligamentos principalmente. 

¿Tienes dudas? Regístrate ahora en Savia y habla gratis con nuestros especialistas médicos por chat o videoconsulta.