Reflexología Podal

Uno de los pilares del cuerpo son los pies, si éstos padecen algún tipo de lesión, el resto del cuerpo se ve afectado. Por esta razón, la reflexología podal es una técnica de la podología que alivia los dolores que afectan a esta zona. Se trata de estimular puntos concretos de los pies que lo que hacen es que mejore el dolor en el cuerpo entero.

¿Tienes dudas sobre el tratamiento?

o llámanos al 900 908 600

L-J de 9:00h a 19:00h

V de 9:00h a 18:00h

¿En qué consiste?

De sobra es conocido que ciertas civilizaciones y culturas milenarias contaban con técnicas y conocimientos muy avanzados para su época, y aún más, muchas de esas técnicas se han conservado hasta nuestros días. Es el caso de la reflexología podal utilizada en China y en el antiguo Egipto desde hace miles de años. Esta metodología se basa en el hecho de que, en la planta del pie, existen puntos estratégicos, que son el reflejo de otras partes del cuerpo, de modo que masajeando las mismas, podemos encontrar alivio de otras dolencias en zonas más distantes.

¿En qué me ayuda?

Sobre los pies recae el peso de nuestro cuerpo por lo que no es raro de extrañar que muchas veces un dolor o cansancio de pies pueda hacer que nos sintamos agotados, en nuestro estado general. Esta técnica te ayuda a sentirte más relajado tanto a nivel físico como mental ya que contribuye a eliminar el estrés. Es capaz de estimular la circulación sanguínea y linfática y a potenciar el sistema inmunológico. Son muchas las ventajas de este procedimiento, incluso son capaces de estimular la creatividad, el estado de ánimo y ¡hasta el humor!

Opciones disponibles

Pack de 3 Sesiones de Reflexología Podal

El pilar que equilibra, mantiene y mueve nuestro cuerpo son nuestros pies, si estos padecen algún tipo de lesión, el resto del cuerpo se ve afectado. Por esta razón, la reflexología podal es una técnica de la especialidad médica de la podología que alivia los dolores que afectan a dicha zona. Se trata de estimular puntos concretos de la zona de los pies, que lo que hacen es que mejore el dolor en el cuerpo entero. Este pack incluye tres sesiones.

Disponible en: Madrid

desde 120 €

Hola. Somos Savia.
¿Cómo estás?

Más información sobre este Tratamiento

Definición

La reflexología podal es una técnica de masaje específico que se aplica en ciertas zonas de los pies, que se corresponden con otras partes del cuerpo. Este método permite al organismo estar en las mejores condiciones posibles, tanto físicas como mentales, para luchar o prevenir los distintos síntomas o dolencias.

Cada zona de los pies es el reflejo de un órgano del cuerpo, de ahí que mediante el masaje de zonas concretas de los pies se puede influir reflejamente sobre los correspondientes órganos internos.

¿Cómo es la reflexología podal?

En la reflexología podal, el terapeuta comienza realizando un suave masaje en los pies, luego continúa aplicando presión en los puntos de reflejos que corresponden a un problema de salud. Se tratará primero un pie y posteriormente el otro.

El funcionamiento se basa en el hecho de que las distintas partes del cuerpo están reflejadas en las plantas de los pies y que, mediante el masaje de zonas concretas en los pies, se puede influir de forma indirecta o refleja pero efectiva en los órganos internos, músculos u otras partes del cuerpo que necesiten tratamiento, estimulando los mecanismos autocurativos del propio organismo.

Además de este efecto reflejo hay otro local, en los pies, muy importante y útil para tratar y prevenir muchos problemas en ellos. Para su realización no se requiere de ninguna sustancia o herramienta más que las propias manos, si bien acostumbra a utilizarse algo de aceite para poder masajear con más facilidad y fluidez.

¿Para quién está indicada?

La reflexología podal está indicada para los procesos que cursan con dolor de espalda, cabeza, pecho o cuello. También en situaciones de estreñimiento y gastritis o en enfermedades como el asma o la diabetes. Puede usarse para recuperación de lesiones musculares y articulares como luxaciones, esguinces o contusiones.

¿Por qué se realiza?

La reflexología podal se realiza porque es una terapia que nos puede ayudar tanto a prevenir diferentes síntomas y dolencias como para conseguir un equilibrio físico y mental. Los beneficios generales que podemos conseguir son el alivio del estrés y de la ansiedad, relajación, activación de la circulación sanguínea en el cuerpo y del sistema inmunológico. Al liberarse de las toxinas, puede encontrar un equilibrio mejorando la calidad del sueño.

Riesgos de la reflexología podal

La reflexología podal es procedimiento relativamente sencillo, por lo que no presenta riesgos importantes para el paciente. Para evitar complicaciones o consecuencias a largo plazo es necesario que se evite realizar en los siguientes casos:

  • Procesos agudos de fiebre.
  • Dolores fuertes.
  • Cáncer en los pies.
  • Enfermedades que requieren intervención quirúrgica.
  • Gangrenas en los pies.
  • Embarazo.
  • Quemaduras, heridas, hematomas, esguinces en los pies.
  • Flebitis o linfangitis.
  • Enfermedades infecciosas agudas.
  • Trombosis venosa profunda.

Preparación

La reflexología podal no necesita de un preparación especial antes de empezar a realizarla. Normalmente el paciente está vestido, sentado con sus piernas en una posición que se pueden elevar o acostado sobre una camilla. El reflexólogo puede colocar talco o loción en sus pies para facilitar la manipulación.

Cómo es la recuperación de la reflexología podal

Tras varias sesiones pueden aparecer una serie de reacciones como efecto positivo del tratamiento. Tales como aumento de la cantidad de orina, que puede ser de olor fuerte, aumento de la sudoración, aumento de las secreciones de nariz, garganta y bronquios disminuyendo la fatiga. También puede aparecer fiebre después de una sesión de reflexología. Esto es un síntoma de curación.

El paciente no necesita guardar reposo y puede integrarse a sus actividades diarias una vez termine el masaje.

Los efectos del masaje dura alrededor de 7 días por lo que se recomienda seguir realizando semanalmente hasta que el paciente lo considere necesario.

Resultados

La reflexología podal, es una terapia natural que aporta multitud de beneficios a nuestro cuerpo. El paciente puede tener una vida completamente normal y sentirse completamente relajado después de la primera sesión de reflexología podal.

Preguntas frecuentes

¿Qué tipos de reflexología hay?

Existen tres tipos de reflexología, podal,  de manos y facial.

¿Es dolorosa la reflexología?

La reflexología no es dolorosa, la mayoría de los pacientes sienten una total relajación durante el procedimiento.

¿Qué es un mapa de reflexología podal?

Un mapa de reflexología podal es un gráfico que representa los diferentes puntos a trabajar en los pies para las distintas áreas del cuerpo, es decir, cada punto en el pie está conectado a una zona determinada del cuerpo.

¿Cuánto cuesta una sesión de reflexología podal?

El costo de la reflexología podal depende la condición a tratar del paciente y el número de sesiones a realizarse. Un precio aproximado es de 30 a 40 euros por 50 minutos cada sesión.

¿Cuánto dura una sesión de reflexología podal?

Una sesión de reflexología no suele tardar más de 30 o 40 minutos, todo depende de la condición de paciente. En principio las sesiones se realizan una 1 ó 2 veces por semana para posteriormente pasar a hacerse de forma quincenal.

¿Tienes dudas?