Consulta Reumatólogo

La reumatología es la especialidad de la medicina dedicada a la prevención, diagnóstico y tratamiento de las afecciones de los huesos, músculos y articulaciones. El reumatólogo está especializado en realizar unas pruebas preliminares para diagnosticar, iniciar y poner tratamiento a los pacientes que acudan con un problema reumatológico. Si necesitas saber más sobre esto, en qué consiste o cómo se trata, continúa leyendo.

¿Tienes dudas sobre el tratamiento?

o llámanos al 900 908 600

L-J de 9:00h a 19:00h

V de 9:00h a 18:00h

¿En qué consiste?

Si notas un dolor constante en alguna zona de tu cuerpo al que no le encuentras explicación porque no has sufrido ningún traumatismo, o si presentas cierta rigidez en alguna zona de tu cuerpo, una visita al reumatólogo será de gran ayuda. Este profesional se dedica al estudio y tratamiento de las patologías que afectan al sistema músculo esquelético y aquellas afecciones basadas en enfermedades autoinmunes sistémicas. El reumatólogo realiza una serie de preguntas sobre tus síntomas con el objetivo de evaluar a fondo el problema y conocer el porqué de tus dolores. En algunas ocasiones requerirá otras pruebas complementarias que le permitan diagnosticar de una manera más eficaz la patología que padeces.

¿En qué me ayuda?

Seguro que has escuchado alguna vez a alguien decir que “padece de reuma”. Sin embargo, el reuma no es una enfermedad como tal, sino que engloba a más de un centenar de enfermedades diferentes, con una patología difusa. Por eso, cuando presentas un dolor a nivel articular, quizá seas reacio a acudir a un especialista pensando que se te acabará pasando. Sin embargo, uno de los principales problemas con los que se encuentran los reumatólogos es que muchos pacientes acuden a su consulta demasiado tarde. Sin embargo, el diagnóstico precoz es fundamental para prevenir patologías del sistema músculo esquelético e inmune, que puedan causar daños articulares permanentes, así como discapacidad.

2 Opciones disponibles en Todas las ciudades

Consulta Reumatólogo

La reumatología es la especialidad de la medicina dedicada a la prevención, diagnóstico y tratamiento de las afecciones de los huesos, músculos y articulaciones. El reumatólogo está especializad...o en realizar unas pruebas preliminares para diagnosticar, iniciar y poner tratamiento a los pacientes que acudan con un problema reumatológico. Si necesitas saber más sobre esto, en qué consiste o cómo se trata, continúa leyendo. Ver más

Disponible en: Hospitalet Llobregat, Granada, Barcelona

3Centros

desde 34 €

Consulta Reumatólogo

Centre Mèdic CollblancHOSPITALET-LLOBREGAT

Consulta Reumatólogo

Hospital InmaculadaGRANADA

Consulta Reumatólogo

AMEDICS Centre MèdicBARCELONA

Consulta Reumatólogo con Ecografía

El dolor de huesos, músculos o articulaciones, es un problema que afecta a gran parte de la población, sobre todo en edades avanadas, y para su tratamiento es necesario diagnosticar la enfermedad qu...e aflige al paciente. La consulta del reumatólogo con ecografía es un servicio completo en el que el especialista identifica el problema, gracias a las imágenes obtenidas por medio de una ecografía de los huesos, músculos y articulaciones del paciente. Ver más

Disponible en: Hospitalet Llobregat, Barcelona

3Centros

desde 75 €

Consulta Reumatólogo con Ecografía

Equipo de Reumatología

Centro Médico ALBARHOSPITALET-LLOBREGAT

Consulta Reumatólogo con Ecografía

AMEDICS Centre MèdicBARCELONA

Consulta Reumatólogo con Ecografía

Centro Médico Vila Olímpica (Sant Martí)BARCELONA

Hola. Somos Savia.
¿Cómo estás?

Más información sobre este Tratamiento

¿En qué consiste una consulta de reumatología?

La consulta de reumatología comienza con una entrevista clínica; en ella, el especialista reumatólogo pregunta acerca del dolor, si este es de una sola articulación o de varias, si presenta cansancio o fatiga de modo mantenido, si las articulaciones se inflaman y se ponen calientes. Después, procede a valorar la movilidad, el aspecto de las articulaciones que están afectadas y busca posibles puntos gatillo (dolorosos). Tras el examen clínico, puede solicitar pruebas diagnósticas como analítica de sangre, pruebas reumáticas y pruebas de imagen, para realizar un diagnóstico preciso y pautar un tratamiento adecuado a la enfermedad que el paciente presente.

¿Para quién está indicada?

La consulta de reumatología está indicada para los pacientes que padecen dolores articulares, en especial si se acompaña de inflamación articular, con calor y enrojecimiento. También ciertas enfermedades como la psoriasis o el lupus, son campo para esta especialidad. Incluso pueden participar en diagnósticos de la fibromialgia y artrosis, aunque el tratamiento y seguimiento de esta enfermedad suele ser delegado a los médicos de familia.

¿Qué pruebas se pueden realizar?

En la consulta de reumatología se pueden realizar pruebas analíticas con recuento celular (para valorar posibles aumentos de glóbulos blancos), velocidad de sedimentación celular, y bioquímica con ácido úrico o pruebas reumáticas más específicas como PCR (proteína C reactiva), ANAS (anticuerpos antinucleares) y valoración de inmunoglobulinas (proteínas en sangre).

Son frecuentes las pruebas de imagen radiológicas simples de articulaciones como manos, muñecas, tobillos, rodillas o espalda, que pueden dar información sobre el daño óseo que puede presentar en enfermedades como la gota o artrosis y artritis de diferente origen.

También la RMN (resonancia magnética nuclear), permite conocer cómo se encuentran los tendones o músculos. Puede ser necesaria para perfilar ciertos diagnósticos o cuando en las radiografías no se observa lesión.

Preparación

La preparación para una consulta de reumatología no es necesaria. Es conveniente que el paciente aporte analíticas o radiografías si las tuviera realizadas con anterioridad. También, si se ha sometido a algún tratamiento es bueno que aporte esta información al médico.

¿Tengo que ir acompañado a una consulta de reumatología?

No es necesario acudir acompañado a la consulta del reumatólogo, solo en la realización de algunas pruebas diagnósticas cuando así lo recomiende el médico.

Preguntas frecuentes

¿Quién puede presentar enfermedades reumáticas?

Aunque se puede considerar que las enfermedades reumáticas son propias de las personas mayores, en realidad, hay múltiples enfermedades reumáticas que pueden aparecer en personas jóvenes e incluso en niños, necesitando un tratamiento adecuado que evite las secuelas en ellos a largo plazo.

¿Cuáles son las enfermedades reumáticas más frecuentes?

Las enfermedades reumáticas más frecuentes son la artritis reumatoide juvenil o artritis reumatoide del adulto, lupus eritematoso sistémico, polimialgia reumática y la gota. Todas ellas suelen tener un buen pronóstico si son tratadas de forma adecuada.

¿Es la artrosis una enfermedad reumática?

La artrosis no se puede considerar una enfermedad reumática, esta se caracteriza por una degeneración del cartílago articular y está relacionada con el envejecimiento de las articulaciones, tiene poco componente inflamatorio, aunque, en algún caso, este puede estar presente.

¿Qué es la gota?

La gota es una enfermedad crónica que se produce por la hiperuricemia (aumento de ácido úrico). Cuando se produce dicho aumento, además de producirse alteraciones a nivel renal pudiendo dar lugar a cálculos de ácido úrico, se va a producir el depósito de ácido úrico sobre las articulaciones que provoca una inflamación articular importante. Aunque la zona donde con mayor frecuencia comienza la enfermedad es en el dedo gordo de cualquiera de los dos pies, todas las articulaciones del cuerpo se pueden ver afectadas por esta enfermedad, ocasionando los llamados tofos gotosos, que son acúmulos de ácido úrico que produce un daño articular importante.

¿Qué es el lupus eritematoso sistémico?

El lupus eritematoso sistémico es una enfermedad crónica de origen autoinmune en la cual los glóbulos blancos del organismo atacan las células sanas del organismo. Esta enfermedad además de atacar las articulaciones, afecta a la piel y a otros órganos como los riñones. El tratamiento debe estar bajo el control de un especialista en reumatología, quien puede indicar desde antinflamatorios a inmunosupresores y, en determinados casos más complejos, tratamientos biológicos.

¿Tienes dudas?