Neumología en

La neumología es una rama de la medicina que tiene una gran importancia y que se ha desarrollado en gran medida desde la última mitad del siglo. Esta especialidad se centra en el estudio, tratamiento y prevención de todas las enfermedades que puedan estar ligadas a los pulmones y el árbol bronquial. El médico evaluará de manera directa o indirecta, ya sea con pruebas específicas o no, el funcionamiento y la anatomía de los pulmones, sus vías y su estructura.

¿Tienes dudas sobre el tratamiento?

o llámanos al 900 908 600

L-J de 9:00h a 19:00h

V de 9:00h a 18:00h

Definición

La neumología es la parte de la medicina que se dedica al estudio de las enfermedades del pulmón y la pleura, que es la membrana que recubre los pulmones. El médico especialista en neumología es el neumólogo. Para ser neumólogo, después de estudiar estudiar el grado de medicina, se ha de proceder a realizar el examen MIR, y realizar después un periodo de formación como médico residente de la especialidad que durará 4 años.

Pruebas más comunes de neumología

Espirometría: en la espirometría se tratan de conocer los volúmenes respiratorios del paciente, entre ellos la capacidad vital, aire que el paciente inspira de forma normal, la capacidad vital forzada, aire que el paciente respira tras una espiración forzada y el volumen espiratorio forzado, cantidad de aire que se expulsa. Tiene especial importancia el primer segundo, la relación que existe entre el volumen espiratorio forzado en el primer segundo y la capacidad vital, ya que es lo que nos permite ver si un paciente presenta un proceso obstructivo o restrictivo pulmonar. Para realizar esta prueba se pone una pinza en la nariz del paciente y se le hace respirar a través de un boquilla (desechable) que se debe situar en la boca. El técnico o enfermera le irá indicando cómo respirar y en qué momento. Esto será captado por el espirómetro, que, mediante la conexión con un ordenador, nos dará unos resultados y curvas que permiten compararlos con los resultados normales (estándares de respiración normal por edad, sexo…etc).
Pletismografía: esta prueba tiene como fin conocer la cantidad de aire que el paciente respira. Para eso le meterán en una cámara aislada con un cristal transparente, por el cual verá al médico que realiza la prueba y le indicarán que respire a través de una boquilla con una pinza en la nariz. La boquilla estará a veces cerrada y otras abierta, lo cual producirá un movimiento en el tórax y un cambio de presión en la cámara, que será detectado y dará una serie parámetros para estudiar con posterioridad por el especialista.
DLCO: esta prueba permite conocer la capacidad de distribución de gases pulmonares, para ello, el paciente realiza respiraciones en las que se le suministra aire que contiene un gas que se pueden evaluar posteriormente. Sabemos cuánto gas contiene la solución y qué parte de gas sale tras la respiración, y esto, al compararlo con parámetros normales, nos permite conocer si el aire se distribuye en el pulmón de modo adecuado.
Mediastinoscopia: es la exploración, mediante una cirugía, de la zona del mediastino, que es la zona que se encuentra entre los pulmones, por detrás del esternón y por delante de la columna vertebral. En esta prueba se va a realizar una incisión de unos 3 cm. en la piel y, a través de ella, se va a introducir el fibroscopio, instrumento que permitirá ver el mediastino y extraer adenopatías para su estudio si esto fuera necesario.
Broncoscopia: es una prueba en la cual se mete un fibrobroncoscopio a través de la boca hacia la tráquea, permitiendo examinar tanto esta, como los bronquios y los bronquiolos. Esta técnica permite tomar biopsias de masas tumorales.
Radiología de tórax: esta será la primera prueba a realizar ante una patología pulmonar, permitiendo reconocer procesos infecciosos como neumonías, derrames pleurales, atelectasias pulmonares (partes del pulmón que no ventilan bien), así como lesiones tumorales que precisen la toma de biopsias.

Tratamientos más comunes de neumología

Pleurodesis: es una intervención quirúrgica en la cual se introduce una sustancia química irritante entre la pleura visceral y la torácica, para conseguir que se unan entre sí y evitar el derrame pleural o los casos de neumotórax repetido.
Neumonectomía: es la cirugía en la cual se trata de retirar bien un pulmón, lo que se conoce como neumonectomía total, bien un segmento pulmonar, siendo entonces una neumonectomía segmentaria. También se puede extraer una parte del pulmón, lo que se conoce como neumonectomía parcial. Se realiza en casos de tumores y también en casos de bronquiectasias (dilatación anormal e irreversible del árbol bronquial).
Biopsia pulmonar: es la toma de muestras de tejido pulmonar. Se puede hacer cerrada, en cuyo caso lo que se realiza es una punción con aguja fina tomando mediante aspirado una muestra pulmonar que permita examinar el tejido, o abierta, que se realiza cuando se precisa de una biopsia más profunda y, por tanto, se hace mediante cirugía. En ella se hace una toracotomía y se extrae parte del tejido con una pinza de biopsia de la zona que queremos examinar.
Toracocentesis: la toracocentesis es un procedimiento mínimamente invasivo en el cual se extrae el líquido que se sitúa en la cavidad entre la pleura visceral y la pleura pulmonar. Para ello se pincha con una aguja en la parte inferior del tórax y, mediante un sistema de vacío, se procede a extraer el líquido pleural.
Toracostomía: en la toracostomía se va a colocar un tubo en la cavidad pleural que va conectado a un sistema de vacío. Tiene como fin el extraer el líquido o aire que se sitúe en la cavidad pleural y que, de no ser extraído, compromete la expansión de los pulmones y por tanto la respiración del paciente.

Enfermedades más comunes de neumología

  • Tuberculosis.
  • Neumotórax.
  • Apnea del sueño.
  • Difteria.
  • Hemoptisis.
  • Bronquitis crónica.
  • Asma.
  • Neumonía.
  • Cáncer de pulmón.

Busca tus tratamientos, consultas y pruebas de neumología en:

Hola. Somos Savia.
¿Cómo estás?

¿Tienes dudas?