Atención médica sin papeleos ni letra pequeña

Gastritis

Regístrate y recibe un mes de servicios ilimitados gratuitos en Savia
Videoconsulta 24 horas
Chat médico 24 horas
Evaluador de síntomas
Regístrate ahora gratis

¿Qué es la gastritis?

Es una inflamación de la parte mucosa del estómago, formada por las células que lo recubren. Presenta una gran morbilidad a nivel mundial y su incidencia y distribución va a depender de la causa que la origine (estrés, helicobacter pylori, etc).
Según el motivo por el cual se desarrolle la gastritis, así será el tratamiento a seguir del paciente.

Tipos de gastritis

Los tres tipos principales de gastritis son:

  • Aguda: este tipo de gastritis suele aparecer cuando el paciente tiene la bacteria Helicobacter Pylori en su interior. Se manifiesta con dolor y vómitos, generalmente de manera repentina.
  • Nerviosa: suele darse en mujeres que estén sometidas a un alto estrés e irritabilidad. Los síntomas son iguales a la típica gastritis.
  • Crónica: cuando se dan los síntomas de la gastritis con gran frecuencia en el tiempo, se le denomina como crónica. Esto supone una inflamación continua del estómago que cada vez produce más dolores y alteraciones en el organismo pudiendo desencadenar otras complicaciones.

Causas de gastritis

La gastritis es la inflamación de la capa mucosa que reviste el estómago, de manera que cuando se lesiona esta parte los jugos digestivos dañan el estómago provocando dolor al paciente.

El motivo que esto se produzca es diferente en cada caso pudiendo ser desde un síntoma provocado por otra enfermedad digestiva hasta por una comida pesada o la presencia de una bacteria como el Helicobacter Pylori.

Síntomas de gastritis

La gastritis presenta diferentes síntomas, siendo los principales:

  • Ardor.
  • Dolor punzante en la boca del estómago.
  • Vómitos y/o náuseas.
  • Malestar general.
  • Sentirse lleno con poca comida.

Tratamiento para la gastritis

Según el motivo por el cual se desarrolle la gastritis, así será el tratamiento a seguir del paciente.

En caso de que el motivo sea la bacteria H. Pylori se recetarán antibióticos para eliminarla.

Otros tratamientos se basan en controlar la producción de ácido natural del organismo para que disminuya o pare su producción.

En otros casos, se emplean antiácidos para neutralizar el ácido del estómago cuyo efecto es más inmediato.

Pruebas complementarias del tratamiento de gastritis

Una vez que el médico reciba al paciente en su consulta realizará una entrevista médica para conocer los síntomas y dolores que presenta, lo cual unido al historial clínico determinará el tipo de pruebas realizar.

Una de las causas que origina la gastritis puede ser la bacteria H. Pylori, por tanto, una de las pruebas será detectar si existe esta bacteria. Otra prueba diagnóstica se basa en la ingesta de una especie de papilla que contiene bario, tras la cual se realizan una serie de radiografías para ver como avanza por el tubo digestivo. Por último, la prueba más frecuente es una endoscopia, que consiste en la introducción de un tubo flexible por la boca hasta el estómago, dicho tubo tiene una cámara guía en el extremo y unas pinzas para tomar biopsias.

Factores desencadenantes de la gastritis

La gastritis se produce por una inflamación de las mucosas de la pared gástrica, por tanto cualquier anomalía que provoque esta inflamación es un factor desencadenante de la gastritis.

También puede producirse como consecuencia de otra enfermedad, por abuso de medicamentos u malos hábitos de comida, entre otros.

Factores de riesgo de gastritis

Los principales factores de riesgo son:

  • Edad: la capa que recubre el estómago con el paso del tiempo se vuelve más fina, teniendo mayor riesgo de sufrir gastritis cuanto mayor es el paciente.
  • Toma de medicamentos: el consumo de ciertos medicamentos como los analgésicos dañan el revestimiento del estómago aumentando el riesgo de sufrir gastritis.
  • Hábitos de vida: malos hábitos como el exceso de consumo de alcohol daña los jugos estomacales.
  • Antecedentes clínicos: si el paciente sufre otras enfermedades como la enfermedad de Crohn aumenta el riesgo de sufrir gastritis.

Complicaciones de la gastritis

  • Gastritis crónica.
  • Gastritis atrófica.
  • Atrofia gástrica.
  • Úlceras.
  • Sangrado estomacal.
  • Tumores gástricos.
  • Anemia.

Prevención de la gastritis

  • Mantener una correcta alimentación.
  • Comer a las mismas horas y sin prisas.
  • Evitar alimentos que dañen el estómago.
  • No ingerir alimentos demasiado calientes o fríos.
  • No dormir justo después de comer.
  • Masticar despacio.

Especialidades a las que pertenece la gastritis

La gastritis es tratada por los especialistas médicos en gastroenterología.

Preguntas frecuentes:

¿Qué remedio casero es bueno para la gastritis?

Hay dos remedios caseros que se emplean principalmente:

  • Tomar el jugo de las patatas en ayunas, ya que reduce la acidez del estómago.
  • El té de acelga, que es beneficioso para el estómago.

¿Qué se puede comer para la gastritis?

Es recomendable que para la gastritis se consuman algunos productos como: lácteos semidesnatados o desnatados, la fruta madura, pescado blanco, pavo, pollo, zumos poco cítricos, infusiones, etc.

¿Qué alimentos son malos para la gastritis?

Algunos de los alimentos que son malos para la gastritis son: los lácteos ricos en grasa, las verduras y hortalizas, las frutas cítricas y poco maduras, la carne con mucha grasa, los bollos, bebidas con gas, …

¿Qué es una gastritis nerviosa?

Es aquella que se produce, sobre todo en mujeres, cuando se encuentran en periodos irritables, de ansiedad o de estrés.

¿Cuáles son los síntomas de la gastritis nerviosa?

Los síntomas son iguales que los de una gastritis genérica: eructos, dolor, sensación de saciedad de comida, náuseas, vómitos, etc.