Atención médica sin papeleos ni letra pequeña

Arritmia

Regístrate y recibe un mes de servicios ilimitados gratuitos en Savia
Videoconsulta 24 horas
Chat médico 24 horas
Evaluador de síntomas
Regístrate ahora gratis

¿Qué es una arritmia?

La arritmia cardiaca es un trastorno y alteración del ritmo cardíaco del corazón, producido por algún cambio de sus características o por variaciones inadecuadas de la frecuencia. Ocurren cuando impulsos eléctricos que coordinan los latidos cardíacos no funcionan adecuadamente, lo que hace que el corazón lata demasiado rápido (taquicardia), demasiado lento (bradicardia), o de manera irregular.  La arritmia es más frecuente en personas adultas a partir de los 55 años o con problemas del corazón. Es una enfermedad común que si no se trata puede ser grave.
La arritmia pertenece a la especialidad de cardiología. La cardiología se encarga del diagnóstico y tratamiento de las enfermedades del corazón.

Tipos de arritmias

Las arritmias se clasifican no sólo según dónde se originan, sino también según la velocidad de la frecuencia cardíaca que provocan, es decir, que existen muchas clases de arritmia. Las vamos a clasificar de forma general, por frecuencia cardíaca y origen de impulso.

Por frecuencia cardiaca se clasifican en:

  • Taquicardia: se refiere al latido del corazón rápido, es decir,  frecuencia cardíaca en reposo superior a los 100 latidos por minuto.
  • Bradicardia: se refiere al latido del corazón lento, es decir, frecuencia cardíaca en reposo inferior a los 60 latidos por minuto.

Por origen de impulsos en:

  • Arritmias supraventriculares: son aquellas taquiarritmias (frecuencia cardiaca mayor de 100 lpm), que se producen por encima de los ventrículos, es decir, en las aurículas o en el nodo auriculoventricular, por encima del haz de his (grupo de fibras que transportan impulsos eléctricos a través del centro del corazón, como son: taquicardia auricular, fibrilacion auricular, aleteo o flutter auricular y taquicardias paroxísticas supraventriculares.
  • Arritmias ventriculares: son las taquiarritmias que se originan en los ventrículos. Son más frecuentes en pacientes con cardiopatías y, en general, más peligrosas que las supraventriculares, como son: extrasístoles ventriculares, taquicardia ventricular no sostenida y sostenida, y fibrilación ventricular.

Causas de la arritmia

Una de las principales causas de arritmias cardíacas está relacionada con alteraciones en la regulación del ritmo por el sistema nervioso autónomo. En situaciones donde el sistema nervioso parasimpático se estimula, como en ambientes muy calurosos, el corazón disminuye la frecuencia de sus latidos apareciendo bradicardia, llegando incluso a provocar la pérdida de conocimiento. Por otro lado, también puede estimularse el sistema nervioso simpático, que acelera el ritmo cardíaco por encima de los 100 latidos por minuto, esto ocurre en situaciones de estrés y ejercicio. El mismo caso se da cuando hay un aumento de adrenalina en sangre. El impulso eléctrico no se genera de manera adecuada en cardiopatías que estén presentes al nacer ( congénitas), niveles anormales de potasio u otras sustancias en el cuerpo, hipertiroidismo.

Otra causa muy importante son las enfermedades cardíacas: la cardiopatía isquémica, como el infarto de miocardio, puede originar arritmias de mal pronóstico, y, superado el infarto, las cicatrices en el músculo cardíaco también. Asimismo, algunos trastornos de las válvulas pueden también originar alteraciones del ritmo cardíaco por el agrandamiento que producen en la aurícula izquierda.

La arritmias pueden también estar causadas por algunas sustancias o medicamentos como: alcohol, cafeínas, drogas estimulantes, tabaco o algunos medicamentos usados para la depresión.

Síntomas de la arritmia

Los síntomas de la arritmia incluyen: agitación en el pecho, dolor en el mismo, aceleraciones en los latidos del corazón, latidos del corazón lentos, dificultad para respirar, sudoración, desmayo (síncope)  o desvanecimiento, palidez, disnea o fatiga, cansancio y debilidad.

Tratamiento de la arritmia

Un marcapasos es una de las mejores opciones para la arritmia. Es un dispositivo pequeño que a menudo se implanta cerca de la clavícula. Uno o más cables con electrodos en las puntas se extienden desde el marcapasos a través de los vasos sanguíneos hasta la parte interna del corazón. Si la frecuencia cardíaca es demasiado lenta o se detiene, el marcapasos envía impulsos eléctricos que estimulan al corazón para que lata a una frecuencia estable.

Para muchos tipos de arritmias, se debe recetar un medicamento para controlar la frecuencia cardíaca o para que se restablezca el ritmo cardíaco normal. Es muy importante ingerir cualquier medicamento antiarrítmico exactamente como lo indica el médico para minimizar las complicaciones.

En algunos casos, la cirugía puede ser el tratamiento recomendado para las arritmias cardíacas, los procedimientos quirúrgicos incluyen: procedimiento de laberinto y cirugía de derivación coronaria.

Pruebas complementarias del tratamiento de la arritmia

Para el diagnóstico y tratamiento de la arritmia se deben indicar pruebas como: electrocardiograma, monitor Holter, ecocardiograma, etc.

Factores desencadenantes y de riesgo de la arritmia

Los factores que incrementan el riesgo de la arritmia incluyen:  enfermedad de las arterias coronarias, otros problemas cardíacos y cirugía cardíaca previa, ataque cardíaco, la edad, medicamentos y suplementos, diabetes, apnea obstructiva del sueño, consumo abusivo de alcohol, consumo abusivo de cafeína o nicotina, desequilibrio de electrolitos, hipertensión arterial, enfermedades congénitas, problemas con las tiroides y colesterol alto.

Complicaciones de la arritmia

Las complicaciones de la arritmia incluyen:

  • Accidente cerebrovascular.
  • Insuficiencia cardíaca.

Prevención de la arritmia

Para prevenir la arritmia es necesario:

  • Seguir una dieta de alimentos saludables para el corazón.
  • Mantener un peso saludable.
  • No consumir cafeína.
  • No consumir alcohol.
  • No consumir nicotina.
  • Reducir el estrés.
  • Aumentar la actividad física.

Especialidades a las que pertenece la arritmia

La arritmia pertenece a la especialidad de cardiología. La cardiología se encarga del diagnóstico y tratamiento de las enfermedades del corazón.

Preguntas frecuentes:

¿Qué es la fibrilación auricular?

La fibrilación auricular es la frecuencia cardíaca acelerada causada por impulsos eléctricos caóticos en las aurículas. Estas señales generan contracciones rápidas, débiles y descoordinadas de las aurículas.

¿Qué es la arritmia sinusal respiratoria?

Es la variación de la frecuencia cardíaca del nodo sinusal con el ciclo respiratorio.

¿Qué es el síndrome del seno enfermo?

El síndrome del seno enfermo es un grupo de problemas del ritmo cardíaco debido a problemas con el nodo sinusal, tales como: el latido cardíaco es muy lento, llamado bradicardia sinusal, el latido cardíaco que se interrumpe o se para, llamado pausa sinusal o paro sinusal.

¿Cuántas pulsaciones por minuto son normales en un adulto?

Las pulsaciones normales por minuto para un adulto son de entre 60-100 latidos.

¿Cuántas pulsaciones por minuto son normales en un niño?

Las pulsaciones normales en un niño por minuto son de entre los 70 latidos hasta 190.