Atención médica sin papeleos ni letra pequeña
  1. Home
  2. Contenidos de salud
  3. Qué Debes Saber Sobre la Fiebre

Qué Debes Saber Sobre la Fiebre

Regístrate y recibe un mes de servicios ilimitados gratuitos en Savia
Videoconsulta 24 horas
Chat médico 24 horas
Evaluador de síntomas
Regístrate ahora gratis

Mucha gente utiliza el término fiebre de manera inespecífica para expresar que se sienten demasiado calientes, demasiado fríos, sudorosos, con escalofríos, pero en realidad no han medido su temperatura. De manera correcta, decimos que una persona tiene fiebre cuando su temperatura axilar es superior a 38ºC, cuando su temperatura rectal es mayor a 38,5ºC o su temperatura oral es superior a 38,2ºC. Entre 37 y 37,5ºC hablaremos de febrícula.
En caso de bebés menores de tres meses consultaremos de inmediato si tienen fiebre. Los bebés al igual que los ancianos suelen tener alteraciones a nivel del centro regulador de la temperatura corporal.

Valores y formas de tomar la fiebre

La fiebre es una temperatura corporal elevada. No es una enfermedad sino el signo de una enfermedad. Existen discrepancias tanto en el valor de temperatura que se considera fiebre como en la forma de tomarla.

  • La medida de la fiebre con otros termómetros distintos al axilar-digital no muestran fiabilidad.
  • En la actualidad, los termómetros de mercurio están fuera de uso y se recomienda su retirada o reciclaje debido a la alta toxicidad del mercurio en caso de rotura.
  • El termómetro digital es rápido, irrompible y cómodo. Se recomienda retirar la pila después de su uso para evitar su descarga.
  • El termómetro ótico, que funciona por infrarrojos, es impreciso y caro, al igual que el termómetro cutáneo, ya que da valores inadecuados pues en las primeras fases de la respuesta febril se produce un descenso de la perfusión cutánea lo que altera su temperatura.

Temperatura

Eficacia

Valores Normales (ºC)

Rango de

Temperatura (ºC)

Axilar

37,0

34,7 – 37,3

De Elección

Rectal

No

38,0

36,6 – 38,0

Oral

No

37,5

35,8 – 38,0

Timpánica

No

37,5

35,8 – 38,0


Aunque se considera normal una temperatura de 37ºC, nuestra temperatura corporal varia durante el día, siento más baja por la mañana y más alta a última hora de la tarde cuando puede alcanzar los 37,7ºC. Cuando tenemos fiebre, la temperatura tampoco se mantiene constante. Puede haber picos de fiebre que se normalizan durante el día, lo que se denomina fiebre intermitente. En otros casos la temperatura varía, pero no vuelve a la normalidad; es lo que se conoce como fiebre remitente.

El curso de la fiebre puede indicar el tipo de enfermedad: infecciosa, oncológica, multiorgánica, politraumática…

¿Qué puede causar fiebre?

Dos son las causas principales que provocan fiebre:

  • Causas no infecciosas: son la producidas por aquellas reacciones del organismo diferentes a enfermedades bacterianas o víricas.
  • Reacciones a vacunas.
  • Reacciones a un fármaco.
  • Enfermedades reumatológicas
  • Causas metabólicas como la deshidratación o fiebre de sed.
  • Neoplasias.
  • Enfermedades autoinmunes: enfermedad del suero, vasculitis.
  • Causas infecciosas:
  • Víricas.
  • Respiratorias.
  • Gastrointestinales.
  • Enfermedades exantemáticas (varicela).
  • Bacterianas.
    • Infecciones de garganta, nariz u oído.
    • Infecciones respiratorias como la bronquitis, neumonías.
  • Infecciones del tracto génito-urinario: infecciones de orina, prostatitis aguda, enfermedades de transmisión sexual.
  • Infecciones del sistema nervioso central: meningitis, encefalitis, abscesos cerebrales.
  • Infecciones generalizadas del organismo: sepsis y bacteriemia oculta.

Tipos de fiebre

  • Fiebre de inicio reciente: de pocas horas de evolución, no suele encontrarse una causa evidente. En general, no es necesario acudir al médico exceptuando aquellos pacientes con gran afectación del estado general.
  • Fiebre de corta duración o de menos d cinco días: fiebre con foco (después de una historia clínica y exploración) o fiebre sin foco, donde desconocemos su causa. El paciente debe acudir al médico a partir del tercer día de su inicio o enseguida en pacientes con enfermedades crónicas o gran afectación del estado general.
  • Fiebre prolongada o FOD: es aquella que dura de siete a 10 días, sin encontrar la causa con las medidas diagnósticas habituales.

Signos de alarma

En ocasiones hay síntomas y signos clínicos por los que deberemos acudir de inmediato a urgencias:

  • Confusión o delirio mental.
  • Dolor de cabeza, rigidez de cuello o ambos. Debemos de ser capaces de flexionar la cabeza hacia delante en posición de decúbito prono.
  • Manchas planas redondeadas pequeñas de color rojo púrpura en la piel (petequias): cuando presionamos con un vaso o yema del dedo éstas no desaparecen.
  • Hipotensión arterial.
  • Frecuencia cardiaca rápida o respiración acelerada.
  • Dificultad respiratoria.
  • Temperatura superior a 40ºC o inferior a 35ºC.
  • Viaje reciente del paciente a áreas donde hay enfermedades infeccionas graves como malaria o dengue.
  • Tratamientos con fármacos quimioterápicos recientes o inmunosupresores.

¿Y LOS BEBÉS?

En caso de bebés menores de tres meses consultaremos de inmediato a partir de 37,5-38ºC. Recordemos que los bebés, al igual que los ancianos mayores de 80 años, suelen tener alteraciones a nivel del centro regulador de la temperatura corporal o hipotálamo del sistema nervioso central.

El médico de familia, pediatra en caso de niños o el médico de urgencias en caso de existir signos de alarma, serán los especialistas que detecten en un primer momento la fiebre, realicen un primer diagnóstico y pauten un tratamiento adecuado para su curación.

Tratamiento para bajar la fiebre

Los fármacos utilizados para bajar la temperatura del cuerpo son los antitérmicos o antipiréticos. La pauta del tratamiento como siempre la prescribirá nuestro médico. Los principales son:

  • Paracetamol (acetaminofeno por vía oral, rectal o endovenosa).
  • Fármacos antiinflamatorios no esteroideos (AINES). Se administran por vía oral o endovenosa (Ibuprofeno, Naproxeno).
  • Aspirina (Ácido Acetil Salicílico) sólo para casos seleccionado.
  • Metamizol (Nolotil).

En cuanto a las principales medidas físicas a adoptar, estas son:

  • Retirar la ropa en exceso.
  • Mantener el ambiente a temperatura 20-22ºC, con una buena ventilación.
  • Colocar toallas con agua tibia por todo el cuerpo cambiándolas frecuentemente.
  • Bañarse con agua templada.
  • No usar jamás paños de alcohol ya que pueden provocar intoxicación etílica.
  • Beber abundante líquido (zumos azucarados y agua). Recordar siempre que nuestro cuerpo pierde también líquidos por transpiración.
  • Mantener al enfermo en reposo en el domicilio siempre que tenga fiebre y de manera óptima un día más al término de ésta, como mínimo.