1. Home
  2. Contenidos de salud
  3. Hipoacusia o Cuando Falla la Audición

Hipoacusia o Cuando Falla la Audición

Regístrate y recibe un mes de servicios ilimitados gratuitos en Savia
Videoconsulta 24 horas
Chat médico 24 horas
Evaluador de síntomas
Regístrate ahora gratis

Todos sabemos que, con el paso del tiempo, perdemos capacidad auditiva (presbiacusia, que sería el equivalente a la presbicia de la agudeza visual). Pero, ¿cuándo se considera pérdida normal (fisiológica) o pérdida anormal (patológica)? Si tengo 40 años, ¿es normal que esté perdiendo audición (hipoacusia) o es demasiado pronto?
La hipoacusia implica una restricción en la relación interpersonal pues se merman sus habilidades de comunicación y ello repercute en la esfera psicológica.

¿SABÍAS QUE…?

La hipoacusia es una de las pérdidas sensoriales más frecuentes y que se considera una discapacidad sensorial. Afecta alrededor del 10% de la población adulta. A partir de los 65 años casi el 50% de la población presenta presbiacusia.

Tipos de sordera

La hipoacusia implica una restricción en la relación interpersonal pues se merman sus habilidades de comunicación y ello repercute en la esfera psicológica.  Según el momento en que debuta una sordera podremos clasificarla como:

  • Sordera prelocutiva (aparece antes de que el niño comience a hablar).
  • Sordera postlocutiva (aparece después de aprender a hablar).

Atendiendo a su severidad o grado de afectación hablaremos de sordera:

  • Leve (pérdida de 20-40 dB. La persona afecta no oirá bien en ambientes ruidosos).
  • Moderada (pérdida de 40-70 dB. La persona afecta no podrá seguir una conversación)
  • Severa (pérdida de 70-90 dB. La persona afecta sólo oye a corta distancia y sonidos de alta frecuencia).
  • Profunda (pérdida de 90-120 dB. La persona afecta no oye apenas).
  • Absoluta o cofosis (pérdida superior a 120 dB HL): pérdida total de la capacidad auditiva.

Según la localización de la lesión en la vía auditiva tendremos tres tipos de hipoacusias:

  • Hipoacusia neurosensorial o de percepción: por alteración en la vía de nerviosa del estímulo auditivo (cóclea, nervio auditivo o a las vías del sistema nervioso central).
  • Hipoacusia de conducción o de transmisión: por dificultad para la transmisión del sonido (afecta a conducto auditivo externo, membrana timpánica u oído medio).
  • Mixta (combinación de las dos anteriores).

¿Cómo se llega al diagnóstico de hipoacusia?

Normalmente es el paciente quién acude a visita médica indicando haber observado disminución de su audición. También es frecuente que su familiar refiera dificultad de interrelación. Para confirmar el diagnóstico es preciso realizar un interrogatorio exhaustivo, en el que debemos indagar el tiempo y la forma de evolución, la forma de inicio, si existe un posible desencadenante, si empeora en lugares ruidosos, si existe presencia de otros síntomas acompañantes, etc.

Posteriormente, realizaremos una exploración empezando por una otoscopia con la que visualizaremos el conducto auditivo y la membrana timpánica.

Para cuantificar y calificar el tipo de hipoacusia precisamos realizar unas pruebas específicas de la función auditiva. Las más frecuentemente empleadas son:

  • Prueba del susurro: el explorador susurra palabras que el paciente debe repetir.
  • Acumetría mediante el diapasón (es un artilugio metálico con forma de horquilla, utilizado para valorar la transmisión del sonido a través de la vía aérea y ósea respectivamente.
  • Audiometría de tonos: se realiza en un ambiente silencioso o en una cabina insonorizada. Se evalúan diferentes frecuencias.  Se obtiene un registro con dos curvas para cada oído, una curva corresponde a la vía ósea y otra a la aérea. Así mismo, la audiometría nos permite cuantificar la pérdida auditiva.

Con los estudios mencionados ya podemos conocer el tipo de sordera del paciente y el grado de afectación. Es posible que para estudiar el posible origen de la sordera precisemos pruebas de imagen como la resonancia magnética (permite un mejor estudio del nervio estatoacústico y del SNC) o la tomografía computarizada (permite valorar el estado de las estructuras óseas)

¿De qué tratamientos disponemos en la actualidad?

El tratamiento dependerá de la causa, localización y gravedad de la hipoacusia. Podrían ser tratamientos médicos, quirúrgicos o audífonos convencionales.

Para la hipoacusia de percepción o neurosensorial el tratamiento de elección es la adaptación de audífonos. Están indicados en la pérdida de al menos 50 dB en las frecuencias conversacionales.

La hipoacusia de transmisión o conductiva puede tener muy diferentes causas: otitis externa o media, tapón de cerumen, perforación timpánica…Normalmente se realiza tratamiento médico o quirúrgico, según sea la causa.

Enfermedades que causan pérdida de audición

No quería dejar de hablarte de unas enfermedades con entidad propia. Estoy segura de que has oído hablar de ellas en alguna ocasión: el trauma acústico, el barotrauma y la sordera súbita. A pesar de que son motivo de abordaje individualizado tan sólo una mención de cada una de ellas:

  • Trauma acústico: es el que sufren los trabajadores sometidos a un ambiente ruidoso de determinada intensidad y de forma continuada. El único tratamiento eficaz es la prevención mediante protectores auditivos.
  • Barotrauma: es el daño físico causado por una diferencia de presión entre nuestro espacio aéreo interior y el que lo rodea. Es típico cuando un individuo pasa de un entorno de mayor presión a otro de menor presión, por ejemplo, en el caso del submarinista o del pasajero de un avión. Suele tratarse con maniobras de compensación.
  • Sordera súbita: se considera una urgencia médica. Suele acompañarse de acúfenos o ruidos en los oídos y, a veces, con sensación vertiginosa. La forma de presentación más característica es la pérdida brusca de audición, sobre todo al despertarse. Se acompaña casi de una fuerte sensación de presión o de ocupación en el oído. Suele tratarse con corticoides.

Para finalizar ,una pincelada de optimismo. En la actualidad se ha evolucionado a pasos agigantados respecto al diagnóstico precoz y abordaje temprano de la sordera. Es posible realizar pruebas de cribado para la detección precoz de enfermedades y prevención de minusvalías en recién nacidos.  Lo recomendable es hacer el cribado entre las 12 y las 48 horas de vida, antes de salir de la maternidad. En cualquier caso, debe ser realizada en el primer mes de vida. La identificación y el tratamiento temprano de los bebés con sordera congénita (presente desde el nacimiento) facilitará el desarrollo de su lenguaje más adelante.

Artículos relacionados Ver todos
Qué hacer si te duele el oído
Contenido de salud

Qué hacer si te duele el oído

Introducción La otalgia o dolor de oídos se produce por inflamación a dicho nivel . La inflamación puede ser en el conducto externo, en este caso decimos que se trata de una otitis externa, o en el oído interno, en cuyo caso hablamos de otitis interna. En esta, el tímpano se abomba y es posible que se produzca la rotura o perforación del mismo, saliendo material purulento al exterior. En algunas ocasiones, se confunde el dolor de la articulación temporomandibular con el dolor de oído, esto se debe a que el dolor se refiere en la misma zona, que es el área anterior de la oreja. También puede doler esta zona cuando se produce una inflamación de la parótida, que es la glándula salival que se encuentra en la cara por delante de la oreja.   ¿Cuándo puede producirse el dolor de oído? El dolor de oídos se puede producir cuando se sitúa un tapón de cera en el conducto externo. Este dolor no es un dolor intenso, el paciente suele referir molestia acompañada de pérdida de audición o sensación de taponamiento. Se produce dolor cuando el conducto externo se inflama, esto puede ser por una entrada de agua de piscina, ríos o del mar o, incluso, al ducharnos. Al tener el oído húmedo, se produce una i nflamación del conducto con un proceso infeccioso sobreañadido que puede ser bacteriano o fúngico. En algunos casos, en el conducto externo se puede producir foliculitis, que puede dar lugar al dolor intenso. El oído interno suele doler por el acúmulo de moco que se produce en la trompa de Eustaquio, este acúmulo de moco produce presión, tanto sobre el tímpano como sobre el conducto interno del oído. A veces, este moco se sobreinfectada dando lugar a una otitis interna, también puede producir una rotura del tímpano saliendo el moco hacia el exterior. Son dolores referidos al oído, aunque su origen no sea propiamente del oído, las parotiditis y las lesiones de la articulación temporomandibular. Por último, sobre el nervio auditivo se pueden producir procesos de infección por el virus de varicela zoster, que al igual que cuando se produce en otras zonas, da lugar al dolor y a la aparición de un proceso vesiculoso similar al que aparece en la varicela. Principales motivos del dolor de oído  Los principales motivos del dolor de oído son los procesos inflamatorios e infecciosos que tienen lugar a este nivel. Entre los procesos infecciosos, son más frecuentes en la parte más interna del oído, donde se produce una otitis supurativa o no supurativa tras la acumulación de moco en dicha zona. En el oído externo, la entrada de agua favorece las infecciones por hongos o bacterias , inflamando el conducto externo del oído. Las infecciones por el virus de varicela zoster también producen dolor si afectan al nervio ótico. Para terminar, los tapones de cera pueden producir una sensación de molestia sin llegar a producir un dolor intenso . Cuando acudir al médico El dolor de oídos u otalgia debe ser valorado en todas las ocasiones por un médico. En muchos casos va a necesitar de tratamiento antiinflamatorio o de antibiótico, ya sea en forma de gotas o, por el contrario, en tratamiento oral para reducir el dolor y la infección . Este profesional también sabrá localizar en qué casos el dolor es referido y requiere un tratamiento distinto. Preguntas frecuentes ¿El dolor de oído puede venir acompañado de otros síntomas? El dolor de oídos puede ir acompañado de otros síntomas. Puede asociarse a pérdida súbita de la audición, en estos casos, es necesaria una consulta a la urgencia hospitalaria donde se valorará, por parte del médico especialista en el oído, la necesidad de tratamiento. Puede acompañarse también de síntomas como otorrea, esta puede ser maloliente, en cuyo caso, debemos considerar que está producida por una bacteria o, por el contrario, ser una otorrea mucosa con presencia de moco en la trompa de Eustaquio , la misma se deberá tratar con fármacos descongestivos nasales. Puede producirse también una otorrea sanguinolenta , en estos casos, se debe pensar en la introducción de un cuerpo extraño en el conducto externo desde el exterior, pudiendo dañar el tímpano. ¿Son normales los dolores de oído intermitentes? En realidad, el dolor de oído no es normal, ni de forma intermitente, ni continua, pero, en algunas personas que han presentado patología como perforación de tímpanos o molestias por otitis de repetición, se puede producir dolor intenso con el frío. En los casos de viajar en avión , se produce un taponamiento de los oídos por el cambio de presión. Esto, en alguna personas, puede ocasionar dolor de oídos, que desaparecerá tras unas horas del aterrizaje. Concepción Sebastián Fernández Licenciada en medicina y cirugía. Especialista en medicina familiar y comunitaria
Traquetomía
Contenido de salud

Traquetomía

Definición La traqueotomía es una técnica quirúrgica en la que se procede a la apertura o realización de un orificio en la tráquea a nivel del cuello. El objeto es establecer una comunicación entre esta y el exterior a través de la inserción de una cánula (tubo pequeño). Puede ser temporal o definitiva .   ¿Cómo es una traqueotomía? La traqueostomía se puede realizar de forma urgente, cuando lo que se quiere tratar es la urgencia vital de una asfixia, o de forma programada porque los motivos de la patología que padezca el paciente requieran de su realización. Estas son circunstancias que pueden variar la forma y la rapidez con la que se ejecute su realización. La técnica se puede realizar bajo los efectos de una anestesia general o local, según la urgencia de realización y la situación clínica del paciente. En las circunstancias en las que se aplique anestesia general será bajo el control de un médico anestesista. En otras circunstancias, por la premura de la realización de la traqueotomía para salvar la vida del paciente, es posible que no dé tiempo a la aplicación de ninguna anestesia o sólo se aplique a nivel local. En ese caso, puede que el control de la administración se realice por el propio médico que realiza la técnica, que puede ser un médico intensivista, un médico de urgencias hospitalarias, extrahospitalarias, etc . Para realizar la traqueotomía se coloca al paciente boca arriba, con el cuello en hiperextensión (hacia atrás), poniendo un rodillo bajo los hombros. Se realiza antisepsia de la piel (aplicación de un agente desinfectante como Betadine). Se puede administrar anestesia local con punciones con una jeringa en la región de intervención. Se procede entonces a realizar una incisión con el bisturí en la piel a nivel inferior del cuello en la región central, seccionando progresivamente el tejido subyacente (grasa, músculos...etc), hasta llegar a visualizar la tráquea, realizando en ella también un corte o incisión. Se introduce entonces  la cánula que conecta el exterior con el interior traqueal. En ese momento puede aparecer un estímulo de tos intenso en el paciente que, aunque es molesto para él, facilita la movilización de las secreciones de las vías aéreas.  Finalmente se fija al cuello la cánula para que no se desplace y se salga accidentalmente . A través de la cánula el paciente respira y  expulsa las secreciones. Esta cánula deberá ser empleada durante días o semanas. En algunos casos, la cánula debe llevarse de forma definitiva. ¿Para quién está indicada? Hay dos formas de indicación de la traqueotomía: Traqueotomía realizada de forma urgente: indicada para tratar urgencias vitales por aparición de asfixia, que puede desencadenarse en casos de edema (inflamación y aumento de volúmen) de la lengua o la laringe, malformaciones congénitas, tumores, cuerpos extraños o traumatismos laríngeos, algunas infecciones agudas, traumatismos craneoencefálicos, epiglotitis (inflamación de la epiglotis),etc. Traqueotomía realizada de forma programada: se indica cuando se prevé que puede haber una deficiente ventilación respiratoria en los casos de intervenciones programadas del cuello (por ejemplo en tumores de la laringe), antes de la radioterapia en cáncer laríngeo, cuando un paciente está en coma y no se puede intubar (meter un tubo por la boca hasta la laringe para realizar una ventilación artificial), etc. ¿Por qué se realiza? El objetivo de la realización de una traqueotomía es realizar una comunicación del sistema respiratorio con el exterior, para poder mantener la función respiratoria cuando no se puede realizar por los mecanismos fisiológicos habituales. Con su realización, se salvan los obstáculos que pudiesen estar presentes en la vía respiratoria superior (faringe y laringe).  Riesgos de una traqueotomía Los riesgos de la traqueotomía están determinados, fundamentalmente, por la proximidad de estructuras y órganos vecinos como el tiroides, glándulas paratiroides, las venas yugulares anteriores, etc. Puede desencadenarse una hemorragia por afectación de vasos sanguíneos importantes o debidos a que los órganos de esa zona tienen mucha vascularización. Si se utiliza un bisturí eléctrico, en raras ocasiones pueden darse quemaduras leves.  La comunicación anómala por medio de la traqueotomía del aparato respiratorio con el exterior, puede favorecer la aparición de una neumonía  (infección en los pulmones). Infección de la herida quirúrgica o los tejidos blandos del cuello. Introducción de aire en sItios donde no debe haber como debajo de la piel (enfisema subcutáneo),  o en la caja torácica (neumomediastino o un neumotórax). Puede haber en el desarrollo de la técnica, una lesión de los nervios que llevan la información a las cuerdas vocales (nervios recurrentes), lo que puede desencadenar una ronquera o sensación de falta de aire al retirar la cánula (cuando la traqueotomía es provisional).  Lesión en el esófago (tubo que conecta la boca con el estómago), o aparición de una fístula traqueoesofágica, es decir, una comunicación anormal entre el aparato respiratorio y el digestivo. Tras la retirada de la cánula pueden aparecer cicatrices antiestéticas en la parte anterior del cuello. Además, tras la retirada de la cánula puede aparecer estenosis traqueal (estrechez de la tráquea).  Cuando se realiza bajo los efectos de la anestesia general pueden existir las propios riesgos de su aplicación. Existe el riesgo de que cuando se realiza de forma urgente, por el propio tiempo que se requiere para su aplicación, si existe un riesgo de asfixia, falta de aire producida por la enfermedad que desencadena la indicación de la aplicación de la traqueotomía, no de tiempo a llevarla a término antes de que esta falta de aire produzca consecuencias en el organismo e incluso la muerte. Preparación En casos de realización de la técnica en situaciones de extrema urgencia vital , no hay una preparación específica previa del paciente, salvo la aplicación de los pasos de realización de la propia traqueotomía. Cuando la traqueotomía se va a realizar de forma programada, el paciente deberá firmar un documento de consentimiento informado donde se explica cómo se realiza la traqueotomía, cuales son sus ventajas y riesgos. El paciente debe informar al médico de si padece alguna patología, toma algún tratamiento farmacológico de forma crónica o presenta alguna alergia. En caso de precisar anestesia general, el médico anestesista valorará previamente al paciente y se le realizará un estudio preanestésico con radiografía de tórax, analítica de sangre y electrocardiograma. Cómo es la recuperación de una traqueotomía Tras la realización de la traqueotomía, si las circunstancias clínicas del paciente lo permiten, debe levantarse y caminar lo antes posible, porque la movilización facilita la expulsión de secreciones y la ventilación de los pulmones. En los primeros días tras la intervención es habitual que el paciente presente tos. Es muy importante mantener siempre limpia la cánula para que no se obstruya . Se deben aspirar las secreciones de forma externa y humedecer la cánula para que las secreciones no se peguen en su interior. El paciente debe saber que la traqueotomía implica que la respiración se realiza a través de la cánula que se le ha colocado. Esto implica que el aire que entra en los pulmones no se puede retener. Además, los mecanismos de la tos, el olfato y el estornudo están alterados. Para poder hablar, el paciente debe tapar manualmente el orificio de la cánula. La cicatrización de la herida quirúrgica dura unos 10 días, cuando la cánula ha sido retirada en las traqueotomías transitorias. Resultados El resultado esperable es la permeabilidad de la vía aérea para que el paciente pueda respirar y vivir. Según la indicación de su realización, el otorrino o médico que la practique le explicará al paciente si es una traqueotomía permanente o no. Si no lo es, le indicará al paciente el día en el que se realiza la retirada controlada de la cánula y el cierre del orificio creado . Preguntas frecuentes ¿Qué es una traqueotomía reversible? La traqueotomía reversible es aquella que se aplica en situaciones en las que posteriormente se va a poder retirar ya que la vía aérea deja de estar comprometida y el paciente puede volver a respirar con normalidad . ¿Podré hablar tras una traqueotomía? El paciente en los primeros días tras la intervención, no podrá hablar, sin embargo según se produce su recuperación, una gran mayoría de los pacientes puede hablar si conservan sus cuerdas vocales (si no se han retirado por un tumor, etc.). Su voz puede ser diferente ya que el mecanismo de producción se altera. El paciente debe tapar la cánula de la traqueotomía ya que si no, el aire sale antes de llegar a las cuerdas vocales y no se produce la voz. Su discurso deberá ser más pausado, teniendo interrupciones más frecuentes para realizar las respiraciones necesarias a través de la cánula de traqueotomía. A veces, se colocan válvulas en la cánula que permiten el paso del aire del exterior al interior pero no al revés, facilitando la salida de este a través de la nariz y la boca y, con ello, la producción del habla al pasar por las cuerdas vocales. ¿Podré comer tras una traqueotomía? Tras la traqueotomía en los primeros días puede resultar dificultoso comer,  ya que para la deglución se produce un ascenso de la laringe, y ésto produce una “tensión o tirantez” sobre la tráquea. De forma progresiva el paciente va aprendiendo, y el dolor tras la cirugía y la inflamación de los tejidos remiten . Al paciente también se le enseñan técnicas para que puede realizar una deglución óptima. ¿Cuánto se tarda en hacer una traqueotomía? El tiempo aproximado de realización de una traqueotomía es de 10 - 15 minutos .
Impedanciometría
Contenido de salud

Impedanciometría

Definición La impedanciometría es una prueba diagnóstica que se usa para conocer cómo funciona el oído medio, valorando tanto la membrana timpánica como la cadena de huesecillos. En la impedanciometría se valoran dos aspectos: Timpanometría. Es la representación gráfica de los movimientos del tímpano  (membrana timpánica) ante la presión que se ejerce sobre él. Estudio del reflejo estapedial. Este reflejo es el que tiene lugar cuando llegan ruidos fuertes al oído. Los ruidos fuertes condicionan la contracción de la musculatura del oído medio, fijando el sistema timpánico-vestibular y evitando lesiones vibratorias en el oído interno que le pueden dañar. Preparación La impedanciometría no requiere ninguna preparación especial. La prueba debe ir precedida de una otoscopia (examen por medio de un otoscopio del oído), para comprobar que el conducto auditivo se encuentra despejado. Ya que la presencia de cera en el mismo altera el resultado de la prueba. Durante la realización de la impedanciometría el paciente no debe mover la cara, ni la boca, tampoco tragar, ya que esto puede alterar el resultado de la prueba. Cómo se realiza una impedanciometría En la impedanciometría se sitúa al paciente sentado, en una habitación sin ruido, se le introduce la sonda en el interior del oído, sellando el conducto. La sonda presenta en su interior tres conductos. El primer conducto es el que hace variar la presión dentro del CAE (conducto auditivo externo). El segundo conducto va conectado a un altavoz y es el que emite el sonido, con una baja frecuencia y una intensidad constante. Este sonido será absorbido por la membrana timpánica y la cadena de huesecillos. El tercer conducto está conectado a un micrófono y recibe el sonido reflejado, transformándolo en una señal eléctrica que puede ser cuantificada. Complicaciones de una impedanciometría La impedanciometría es una prueba que no suele tener complicaciones en su realización. En paciente ancianos puede producir vértigo (sensación de giro de objetos) que remiten de forma rápida. Resultados Los resultados de la impedanciometría estarán disponibles en apenas 24 horas tras la realización de la prueba. Estos resultados se dan en forma de curvas, que serán interpretadas por el médico especialista de forma correcta. Nos permiten conocer alteraciones a nivel del tímpano, de la cadena de huesecillos, presencia de líquido interno del oído y cualquier otra lesión ocupante como pueden ser los tumores. Preguntas frecuentes ¿Qué es la inmitancia acústica? La inmitancia acústica es sinónimo de impedanciometría. Es la prueba funcional para conocer la integridad y el normal funcionamiento del tímpano, la cadena de huesecillo, trompa de eustaquio y el reflejo estapedial. Esta prueba se realiza con el impedanciómetro. ¿Qué diferencia hay entre audiometría e impedanciometría? La audiometría es una prueba que necesita la colaboración del paciente, este marca cuando oye un determinado sonido con diferente intensidad y volumen. Es una prueba, por ello, subjetiva. La impedanciometría es una prueba que nos da información de cómo funciona el tímpano, la cadena de huesecillos y el reflejo estapedial. Es una prueba objetiva que no necesita de la colaboración del paciente para realizarse. Esta prueba nos marca la resistencia del oído medio a la propagación del sonido. ¿Qué es la audiometría tonal? La audiometría tonal es una prueba diagnóstica que permite conocer la audición de un paciente. La prueba se realiza en una cabina cerrada con aislamiento de ruidos externos, al paciente se le dan unos auriculares que emiten sonidos, primero por un oído y luego por otro. Los sonidos tienen distinta intensidad y frecuencia. El paciente debe marcar cuando oye el sonido y esto se refleja en una gráfica, que permite su comparación con una audición normal. Esto se traduce en el diagnóstico de una hipoacusia más o menos severa según se aleje de la normalidad. ¿Qué es audiometría verbal? La audiometría verbal es una prueba diagnóstica que permite completar el estudio de una audiometría tonal. En ella se trata de conocer la capacidad que tiene el paciente de comprender y diferenciar el lenguaje hablado. Se realiza: El umbral de percepción del habla, en este caso se valora como positivo cuando el paciente es capaz de entender hasta el 50%  de las palabras que oye a través de los auriculares. Medición del reconocimiento del habla, mide el número de palabras que puede repetir en un tono claramente audible. ¿Qué es la acumetría? La acumetria es la prueba diagnostica en la cual se evalúa la audición mediante diapasones (pieza metálica con un mango y forma de U en su extremo). En esta prueba se compara el sonido que el paciente capta a través del aire, esto se hace poniendo el diapasón vibrante delante del pabellón auricular; y de la parte ósea, esto se realiza colocando el extremo del mango en la frente o en la mastoides (zona ósea que se encuentra tras el pabellón auricular). Lo normal es que el paciente tenga mejor audición por vía aérea que por vía ósea. Cuando el paciente presenta mejor audición por vía ósea se trata de una hipoacusia de transmisión. Se puede comparar ambos oídos colocando el diapasón en la frente y señalando el paciente si oye más por un oído que por otro, o si bien oye igual por ambos.
Estapedectomía
Contenido de salud

Estapedectomía

Definición La estapedectomía es una cirugía mayor microscópica, que se usa para tratar la otoesclerosis (enfermedad por la cual se produce la fijación del estribo del oído, que en condiciones normales es un hueso que debería moverse libremente para que el oído trabajase correctamente). Es una intervención que se realiza sobre la cadena de huesecillos del oído medio. ¿Cómo es una estapedectomía? La estapedectomía es una cirugía que puede realizarse con anestesia local o bien con anestesia local y sedación. Los pasos de la cirugía son los siguientes: Se procede a anestesiar el conducto auditivo externo. Se realiza una  incisión en la piel del conducto auditivo. Se levanta la membrana timpánica (membrana que convierte las ondas sonoras en impulsos eléctricos interpretables por el cerebro). Se retira el huesecillo estribo que articula con el yunque (cadena de huesecillos del oído medio que conecta el martillo y el estribo), y se pone una prótesis en su lugar. Se comprueba el normal funcionamiento del estribo y se procede a suturar ¿Para quién está indicada? La estapedectomía es una operación que está indicada para la osteoesclerosis, una enfermedad congénita en la cual se produce una fijación del estribo con el yunque, esto se traduce en una imposibilidad de transmisión del sonido hacia la cóclea (estructura en espiral del oído interno) a través de la ventana oval (membrana que recubre la entrada a la cóclea), dando lugar a sordera de transmisión. ¿Por qué se realiza? La estapedectomía s e realiza porque al retirar el estribo que se encuentra fijado al yunque , y sustituirlo por una prótesis, se recupera la movilidad del mismo y esto permite una correcta transmisión del sonido. Riesgos de una estapedectomía Los riesgos de una estapedectomía son, además de los de una cirugía normal, los producidos por el este tipo de intervención, como son: Hemorragias y hematomas en la zona de la incisión. Infecciones de oído . Vértigos (giro de objetos ) que se producen en casi todos los casos y suelen durar varios días. Alteraciones del gusto : se producen porque se afecta el nervio por la cirugía, en  raras ocasiones es una lesión permanente. Parálisis del nervio facial : es rara, temporal y revierte con tratamiento en unos días. Sordera : aunque el porcentaje de éxito de esta cirugía es del 90%,  hasta un 1% de los pacientes pueden presentar sordera neurosensorial (afectación del nervio) tras la intervención. Preparación La preparación para una estapedectomía será: Estudio audiométrico para asegurar que la sordera es causada por otoesclerosis, si fuera una sordera neurosensorial no está indicada este tipo de cirugía. Analitica de sangre, electrocardiograma y radiología de tórax, así como valoración por parte de un anestesista. No consumir fármacos antiinflamatorios durante los cuatro días previos a la cirugía. Si el paciente toma fármacos anticoagulantes debe comunicárselo al médico.  Cómo es la recuperación de una estapedectomía Tras la estapedectomía el paciente presentará vértigos que pueden tardar hasta una semana en desaparecer, por tanto, el ingreso en la clínica puede ser de entre 1 y 7 días, dependiendo de lo que tarden en desaparecer . Durante los primeros 12 días el paciente deberá de estornudar con la boca abierta y evitar sonarse. El paciente no debe de montar en avión hasta pasadas al menos tres semanas de la cirugía. El paciente se podrá reincorporar a la actividad laboral cuando haya pasado un mes.  Resultados Los resultado son satisfactorios, hasta el 90% de los pacientes van a recuperar la audición. Un 1% de los pacientes no recuperan nada de la audición, en estos casos suele ser por daño de la conducción neurosensorial, que no se ve afectada por esta cirugía.  Los acúfenos (zumbido de oídos) no desaparecen con esta cirugía, aunque pueden ser menos audibles. Preguntas frecuentes ¿Cuál es la diferencia entre una estapedectomía y una estapedotomía? La diferencia entre estapedectomia o estapedotomia es la prótesis de estribo que se pone. En la estapedectomía se va a sustituir todo el estribo, se retira el hueso en su totalidad y se pone una prótesis, mientras que en la estapedotomia se retira una parte del estribo, que será sustituida por una prótesis conservando el resto del hueso. ¿Cuál es el tiempo de baja tras una estapedectomía? El tiempo de baja tras una estapedectomía, si todo evoluciona de forma adecuada, será de entre tres y cuatro semanas, dependiendo de la actividad laboral del paciente ¿Cuánto tarda en hacerse una estapedectomía? La cirugía de estapedectomía tarda en realizarse por el cirujano entre una y dos horas, dependiendo de las complicaciones anatómicas que se puedan encontrar. ¿Es dolorosa una estapedectomía? La estapedectomía es una cirugía prácticamente indolora , puede presentarse molestia por el taponamiento que se sitúa en el conducto auditivo externo, pero no dolor. Si el paciente presenta dolor intenso deberá acudir a la clínica para ser valorado por el cirujano. ¿Recuperaré toda la audición? La audición suele recuperarse hasta en un 90% de los casos, pero hasta un 1% de los pacientes tienen lesiones neurológicas asociadas que impiden la recuperación de la audición. En estos casos no se conoce la razón por la cual no se recupera la audición , pero es independiente del tipo de prótesis usada y del profesional que realice la cirugía. La recuperación auditiva, aunque puede ser percibida desde el primer momento, no será la máxima esperada hasta quince días después de la intervención.
Laringoscopia
Contenido de salud

Laringoscopia

Definición La laringoscopia es la prueba utilizada para examinar la parte final de la garganta a la que no se tiene acceso a simple vista. En esa zona se hallan las cuerdas vocales, y más abajo está la faringe, que es la parte que vemos al abrir la boca normalmente. Tipos de laringoscopias Existen varios tipos de laringoscopia: Indirecta : se introduce un espéculo ( instrumento utilizado para realizar exámenes o procedimientos diagnósticos y terapéuticos de cavidades corporales manteniendo abiertos sus orificios de entrada ), a través de la boca, y mediante un espejo se ven la faringe y las cuerdas vocales. Directa rígida : se introduce un laringoscopio, que es un artilugio que hace palanca para que la lengua se desplace hacia delante y se vea la faringe. Esta es una exploración que se hace bajo anestesia. Directa flexible : se introduce un tubo flexible con una cámara en la punta a través de la nariz  que permite ver la faringe a través de ella. Es una exploración que se hace con la persona consciente. Preparación En el caso de laringoscopia indirecta no hace falta ningún tipo de preparación. En las laringoscopias flexibles tampoco es necesario ninguna preparación específica , pudiéndose realizar la prueba  en consulta y la única indicación previa es no haber comido inmediatamente antes por si se provocan náuseas, aunque aún estas son bastante raras. La laringoscopia rígida se hace bajo anestesia general y en estos casos si va a ser necesario el realizar una analítica previa y electrocardiograma, ya que la realizarán bajo sedación. Pero en general esto no es una prueba como tal, sino un proceso que se realiza en una situación de urgencia por algún problema grave. Cómo se realiza una laringoscopia La laringoscopia indirecta se realizará en el momento en la consulta. El médico sujetará la lengua tirando de ella hacia afuera para permitir una mejor visualización de la laringe . Si se trata de una laringoscopia flexible, se realizará metiendo un endoscopio flexible a través de la nariz y desde aquí a la faringe y la laringe. Si fuera necesario, se puede decidir tomar biopsias a través del endoscopio. Si la laringoscopia directa es rígida lo que se hace es meter el laringoscopio a través de la garganta y desde aquí hacer una visualización directa de la faringe. Complicaciones de una laringoscopia Las complicaciones son muy raras, entre ellas están las náuseas y los vómitos, pequeños sangrados a través de la nariz o de lesiones en faringe y  laringe, o espasmos de cuerdas vocales que se pueden producir cuando se trata de coger biopsias o se manipula en esta zona. En los casos de realizarse con laringoscopio rígido puede haber problemas por la anestesia como con cualquier otro tipo de anestesia en otros procedimientos . Resultados Los resultados son inmediatos en cuanto a visualización, esto es, podemos ver si las cuerdas vocales están bien o presentan alguna úlcera u otra lesión como pueden ser pólipos ( partes de tejido adicional que crecen dentro del cuerpo ) . Permitirá ver también el movimiento de las mismas y si este es simétrico o no. En los casos en los que se tomen biopsias, los resultados suelen retrasarse unos quince días hasta ser examinados por el laboratorio y dar un diagnóstico preciso de si es una lesión benigna o, por el contrario, es una lesión maligna que necesite un tratamiento más complejo. Preguntas frecuentes ¿Qué es una nasofaringoscopia? La nasofaringoscopia es la realización de la endoscopia o laringoscopia flexible directa, en la cual el endoscopio ( tubo flexible con una cámara en la punta que transmite las imágenes a una pantalla), se introduce a través de las fosas nasales y desde allí se lleva a la faringe, pasando por la laringe hasta llegar a las cuerdas vocales. Este tipo de aparataje permite tomar biopsias o muestras para cultivo si fuera necesario. ¿Qué es una laringoscopia directa? La laringoscopia directa es la que permite ver directamente la laringe mediante un endoscopio flexible, o, en otros casos, con un laringoscopio rígido, generalmente ante necesidades quirúrgicas que requieran tomar biopsias o cultivos para examinar lesiones que puedan verse. ¿Qué se ve en una laringoscopia indirecta? La laringoscopia indirecta es la que se realiza a través de un espejo, o sea, que no se ve la laringe directamente, lo que se visualiza es una imagen de ella en el espejo. Este se introduce a través de la boca y se lleva hasta la parte posterior para poder  ver la zona inferior de la laringe y las cuerdas vocales. Si se observa alguna lesión no se podrá biopsiar y requerirá estudio posterior. Es una prueba muy rápida de realizar y que no necesita gran aparataje para ello. ¿Cuánto dura una laringoscopia?  La laringoscopia suele durar menos de cinco minutos, en el caso de la indirecta puede durar unos dos minutos. Las indirectas flexibles son algo más largas, pueden ser unos cinco minutos que pueden alargarse si se precisa coger alguna biopsia. Generalmente en ningún caso se extenderá más de 30 minutos . ¿Es dolorosa una laringoscopia? La laringoscopia no es una prueba dolorosa, aunque en el caso de la indirecta el tirar de la lengua puede ser algo molesto, pero nunca doloroso. En el caso de la laringoscopia directa no hay dolor, si acaso alguna náusea al pasar por la faringe y una mínima molestia en la nariz, en ningún caso el paciente necesitará analgésicos para el dolor de la prueba.
Exéresis
Contenido de salud

Exéresis

Definición La exéresis es una operación quirúrgica que lleva consigo la extracción de una lesión, de un cuerpo extraño , de un órgano o de una zona de un órgano, de un tumor… etc. ¿Cómo es una exéresis? Dependiendo de lo que tratemos de extraer el sistema será diferente. Así, si tenemos que hacer una exéresis de una lesión de la piel esta consistirá en la retirada de la lesión con bisturí eléctrico, pudiendo ser enviada la lesión a anatomía patológica o no. Si se trata de retirar una lesión que puede ser maligna, se hará una incisión en forma de ojal dejando la lesión en medio y dando un margen de unos 3 ó 4 milímetros alrededor, para luego dar puntos de sutura y cerrar la herida. Si se trata de la exéresis de un absceso, se procederá a abrir el mismo, limpiarlo, sacar el contenido y retirarlo. Cuando se trata de lesiones en piel o en zonas como boca, ano o vagina, se realizará  con anestesia local sin necesitar ni siquiera una ligera sedación ya que se trata de intervenciones de cirugía menor que no necesitan más que unos minutos para realizarse de forma correcta. Podemos hacer exéresis de tumores benignos o malignos en órganos, esto es, la retirada de tejido tumoral mediante una cirugía mayor que se realiza con anestesia general. También es exéresis la extirpación de lesiones en la boca. ¿Para quién está indicada? La exéresis es un tipo de cirugía que está indicada en lesiones de piel como verrugas, papilomas (lesiones producidas por un virus que dan lugar a un proceso similar a una callosidad), abscesos ( acumulación de pus, interna o externa, en un tejido orgánico) , condilomas (verrugas genitales), o melanomas (lesiones malignas de la piel). También puede estar indicada en pacientes con hemorroides, y por supuesto en procesos tumorales de órganos internos o en aquellos casos que queramos saber si una lesión es benigna o maligna, se puede hacer exéresis de esta para analizarla. ¿Por qué se realiza? La exéresis se realiza para eliminar la lesión que el paciente presenta dejando la mínima cicatriz posible y evitando dañar el tejido sano de alrededor. Riesgos de una exéresis En el caso de órganos internos, los riesgos más frecuentes son los de cualquier cirugía mayor, como pueden ser hemorragias, infecciones y cicatrices antiestéticas. En los casos de lesiones de piel, las cicatrices suelen ser pequeñas y estéticas, pero siempre se corre el riesgo de poder tener infecciones en las cirugías en las que se tiene que profundizar en planos profundos. Si la exéresis se practica en lesiones superficiales como verrugas o papilomas, el riesgo de infección es mínimo y no suelen sangrar en gran cuantía . Las exéresis de hemorroides pueden tener un riesgo de sangrado más importante por ser un vaso sanguíneo el que es retirado. En el caso de proceso de infecciones que generen abscesos, la exéresis exige mantener un sistema de curas posterior que controlen la aparición de nuevas infecciones. La exéresis de los quistes pilonidales (quistes que se encuentran en general en la zona perianal y que se producen por las glándulas y grupos sebáceos relacionados con el vello de esta zona), dejarán una zona abierta de cicatriz sin cerrarse para evitar el riesgo de que se reproduzcan, y se irán realizando curas mientras se cierra dicha cicatriz. Preparación La preparación será muy diversa tanto como la zona de exéresis a tratar: en los casos de exéresis de lesiones de piel no hará falta nada especial, ya que se hacen con anestesia local y la única prudencia será advertir al paciente que toma anticoagulantes. Si la exéresis es de hemorroides, de sinus pilonidal ( lesión que se produce generalmente en la parte superior del pliegue que divide las nalgas, justo encima del ano), o bien de tumores en órganos internos, será necesario el estudio que conlleva toda cirugía mayor y que incluye una analítica, un electrocardiograma y una visita al anestesista que valorará el riesgo. En estos casos el paciente deberá guardar un ayuno de unas 12 horas y no fumar en los días previos a la cirugía. Cómo es la recuperación de una exéresis La recuperación de una exéresis de piel es inmediata ; también ocurre esto con lesiones en la boca, vagina o zona anal en las que el paciente se recupera a las pocas horas. Se procederá a quitar los puntos de sutura unos 7 días después. Las exéresis de las lesiones verrugosas no necesitan puntos, y en los casos de quistes pilonidales la recuperación es más lenta pudiendo superar un mes el tiempo en cerrar totalmente la herida. En caso de exéresis de lesiones de órganos internos se tardará al menos un mes en recuperarse y poder volver a la vida normal . Resultados Los resultados suelen ser buenos en lesiones de piel, salvo en tumoraciones malignas que pueden necesitar estudios y tratamientos posteriores. Los quistes pilonidales y las hemorroides tienen buenos resultados, aunque puede ocurrir que pasados unos años los procesos se reproduzcan. En los órganos internos dependerá de la causa que obligue a la exéresis y del órgano afectado, siendo variable el resultado de ser lesiones benignas con buen pronóstico, a lesiones malignas que pueden necesitar estudios y tratamientos complementarios. Preguntas frecuentes ¿Se puede realizar la exéresis de cualquier órgano? Se puede realizar exéresis en todos los órganos, pero no siempre exéresis del órgano completo , por ejemplo, podemos quitar una zona del hígado, pero no el hígado en su totalidad, pero en general se puede realizar exéresis en todos los órganos. ¿Qué zonas de piel son más complicadas ante una exéresis? Existen zonas de piel más delicadas a la hora de practicar una exéresis. Es muy importante que las cicatrices sean especialmente estéticas o mínimas , como es el caso de lesiones en la cara. Por su dificultad para cicatrizar serán especialmente delicadas las zonas de pliegues que tienen una mayor tirantez en las mismas, que dificulta la cicatrización. ¿La recuperación de una exéresis requiere ingreso muy largo? La recuperación de una exéresis de piel no precisa de ingreso ya que se realiza con anestesia local . En caso de hemorroides o quistes pilonidales son necesarias unas 24 a 48 horas, y en los casos de órganos internos unos cinco días o incluso menos si la evolución del paciente lo permite. ¿Es muy doloroso el postoperatorio? El postoperatorio de una exéresis de piel no es doloroso y rara vez se precisa analgésicos. En los casos de hemorroides son frecuentes las molestias postoperatorias que se aliviarán con la toma de analgésicos cada 6 u 8 horas durante una semana. Los quistes pilonidales también presentan dolor postoperatorio. En caso de cirugía de órganos internos se puede presentar dolor que precisara de analgesia para su alivio.
Audiometría
Contenido de salud

Audiometría

Definición La audiometría es la prueba diagnóstica funcional que sirve para comprobar la audición de las personas. Nos permite saber si la falta de audición es por conducción o por la parte relacionada con el sistema nervioso y, en función de esto, poner el tratamiento adecuado . Tipos de audiometrías Existen dos tipos de audiometría: La audiometría vocal: en este caso se le dicen una serie de palabras a través de unos auriculares al paciente y este tendrá que reconocer y repetir las palabras que se le han dicho; se dirán en diferentes volúmenes y tonos, esto trata de reconocer inteligibilidad del paciente. La audiometría tonal: se realiza también con auriculares y dentro de esta será umbral, cuando tratemos de reconocer el volumen mínimo en que un paciente oye un determinado tono, esto es el paciente marca cuando deja de oír el sonido que estamos emitiendo, o supraliminar, en la que se trata de captar las perturbaciones sonoras, con respecto a la intensidad la frecuencia y el tiempo de permanencia. Preparación La audiometría no lleva ninguna preparación especial, no hace falta que el paciente acuda acompañado, solo debe de procurar relajarse para que su nerviosismo no interfiera en la audición, ya que será necesaria su colaboración para una buena realización de esta . El técnico que le realice la prueba le indicará cómo hacerla de modo correcto. Cómo se realiza una audiometría La audiometría se realiza en una cabina cerrada con paredes que absorben el sonido, al paciente se le pondrán unos auriculares y a través del audiómetro su médico emitirá una serie de sonidos en diferentes tonos y frecuencias a través de los auriculares , el paciente deberá marcar cuando las oye y con qué oído las oye; esto permitirá al médico realizar una gráfica con su audición. Complicaciones de una audiometría La audiometría es una prueba sin complicaciones ya que no es invasiva. No obstante, es necesario que el paciente entienda bien cómo se va a realizar, si no entiende las explicaciones que le dan, debe preguntar a la persona que le va a realizar la prueba, ella tratará de explicársela de la forma más conveniente para que el paciente esté tranquilo . Es una prueba indolora que solo necesita de la colaboración del paciente para realizarse de modo correcto. Resultados Los resultados de esta prueba son inmediatos, el médico que realiza la prueba le dará un audiograma. Este audiograma se representa en un eje cartesiano: en las líneas horizontales las frecuencias y en las verticales las intensidades, y se representará en color rojo el oído derecho y en azul el oído izquierdo. Esto permite no solo una comparación con lo que es normal, sino también si hay diferente audición entre un oído y otro. Las frecuencias conversacionales se hallan entre las frecuencias de 125 a 2.000 HZ, por encima de 2.000 y hasta 8.000 se encuentran las frecuencias agudas. Preguntas frecuentes ¿Cuáles son los valores normales de una audiometría? Los valores que podemos considerar normales en una audiometría son los valores enteros 0 y 20 decibelios, esto permite la audición normal en la que las personas pueden escuchar sonidos muy bajos o leves susurros . En cuanto a las frecuencias conversacionales, estas se encuentran entre 125 y 2.000 decibelios, mientras estas permanezcan inalterables se puede mantener una conversación de forma normal. ¿Es igual la audiometría en niños que en adultos? La audiometría no es igual en niños que en adultos e incluso será diferente según la edad del paciente que vayamos a valorar. En recién nacidos se hacen los potenciales evocados; esta prueba trata de registrar si ante determinados sonidos el cerebro reacciona de modo adecuado a los mismos, por tanto, nos permite saber si un bebé recién nacido oye . En niños algo mayores se puede usar la audiometría tonal en campo abierto con estímulo complejo; esta prueba nos permite saber si el niño oye, aunque su interpretación no es sencilla, con el niño calmado, ya sea en su sillita o en brazos de sus padres. Se trata de hacer distintos estímulos sonoros y ver si el niño reacciona a los mismos; esta prueba no es sencilla de interpretar y no permite conocer qué frecuencias oye mejor que otras. Audiometría tonal con sonido puro, es un complemento delantero, en ella se emite un sonido y un poco después una luz y un muñeco, consiste en que  que el niño al oír el sonido busque después el muñeco, eso nos permite saber si el niño oye el sonido; se realiza también en campo abierto. Por último, existen pruebas con auriculares a las cuales el niño tras oír el sonido recibirá una recompensa a modo de juego; esto permite marcar la audición del niño de manera correcta. ¿A partir de qué resultado se recomienda la utilización de audífonos? El audífono puede ser usado desde el momento que se pierde audición, aunque en general se recomienda empezar a usarlos cuando la pérdida de audición afecta a las frecuencias conversacionales, que son las situadas entre 125 y 2.000 Hz, sobre todo se deben usar cuando la paciente nota que esto le aísla y afecta al normal desarrollo de su vida cotidiana. ¿Qué hace el audioprotesista? El audioprotesista le ayudará a elegir el audífono que mejor se adapte a sus características, le dirá si precisa audífono en uno o dos oídos y si es mejor en su caso un audífono retroauricular (aparato para oír que se coloca detrás de la oreja) o, por el contrario, prefiere un audífono intracanal (esto es, se coloca dentro de la oreja). ¿Dónde puedo someterme a una audiometría? La audiometría es una prueba que se realiza por parte de un médico otorrino, si usted cree que tiene una pérdida de audición deberá acudir a consulta de un otorrino el cual le indicará la prueba pertinente, en muchos casos los audioprotesistas también pueden realizarle dicha prueba para valorar la posible adaptación a una prótesis audiológica.
Test Auditivo
Contenido de salud

Test Auditivo

Introducción La pérdida auditiva puede convertirse en un gran problema en todas las edades si no es detectado a tiempo y si no se aplican las medidas correctivas y preventivas para evitarlo . Los expertos recomiendan una evaluación auditiva anual a partir de los 50 años, o antes si se presentan algunos problemas auditivos que limiten la vida diaria. Si necesitas saber más sobre esta prueba, en qué consiste o cómo se hace, continúa leyendo. Definición Un test auditivo es una prueba sencilla, que no causa dolor, y que permite valorar la capacidad auditiva de una persona . Se realiza en un centro especializado, en una cabina insonorizada especialmente diseñada para realizar distintos análisis auditivos sin interferencias de otros sonidos o ruidos externos. ¿Cómo se hace un test auditivo? En primer lugar, se realizan al paciente una serie de preguntas y se le realiza un examen otoscópico completo (revisión del oído externo e interno). Posteriormente, se debe entrar a una cabina insonorizada, en la cual, se colocan unos cascos conectados a un audiómetro . El audiómetro transmite tonos de mayor a menor volumen a través de los auriculares y, la persona examinada debe indicar cada vez que escuche un sonido. La última intensidad reconocida determina el umbral de audición para esa frecuencia en particular. Primero se realiza el examen en cada oído por separado y, luego, en ambos oídos a la vez. Se realizan varias pruebas teniendo en cuenta que se mide el tono y la intensidad en cada una de ellas: Prueba de tonos puros (audiograma): en esta prueba se colocan al paciente audífonos conectados a un audiómetro. Se envían tonos puros a cada oído, uno a la vez, y el paciente debe hacer una señal cuando escuche un sonido. Se presenta una gráfica del volumen mínimo requerido para escuchar. También, se coloca un oscilador (dispositivo) óseo contra el hueso mastoideo para estudiar la conducción ósea. Audiometría verbal: estudio para medir la capacidad de detectar y repetir palabras habladas a distintos niveles de volumen escuchados mediante audífonos. Impedanciometría o inmitancia acústica: prueba que mide la función del tímpano y el flujo del sonido a través del oído medio. En ella, se introduce una sonda en el oído y se bombea aire para cambiar la presión dentro del mismo a medida que se van produciendo sonidos. La forma en la que los sonidos son conducidos a través del oído, bajo diferentes presiones, se monitorea a través de un micrófono. ¿Para quién está indicado? El test auditivo está indicado para todas aquellas personas mayores de 50 años, a las que se recomienda hacer una revisión anual . También, en pacientes que refieren no escuchar bien o que sospechan que tienen problemas auditivos. Las preguntas más frecuentes que se realizan en esta prueba son: ¿Pides a menudo que te repitan lo que acaban de decir? ¿Te cuesta seguir una conversación en la que intervienen varias personas? ¿Sueles tener alto el volumen de la televisión o la radio? ¿Tienes dificultades para entender lo que te dicen por teléfono? Si se ha contestado a más de una pregunta positivamente, es momento de acudir a realizarse un test auditivo. ¿Por qué se realiza? El test auditivo se realiza porque es la forma más objetiva de detectar, precoz y oportunamente, cualquier problema de audición a cualquier edad y poder aplicar las medidas correctivas pertinentes para que la pérdida de la audición no avance. Riesgos de un test auditivo No existe ningún riesgo al realizar el test auditivo. Es un método no invasivo, sin complicaciones ni molestias. Preparación Requiere una preparación sumamente sencilla . Solo se deben tener en cuenta las siguientes recomendaciones: No tener infecciones respiratorias altas o infecciones que comprometan a los oídos. No tener tapones de cerumen, ya que pueden dar un falso positivo en la audiometría. No tener glicerina en los oídos. El día previo a la prueba, no se debe permanecer en sitios con alto volumen sin la debida protección. Cómo es la recuperación de un test auditivo La recuperación de un test auditivo es rápida . El paciente puede continuar el mismo día de la prueba con sus actividades cotidianas, sin necesidad de reposo. Resultados En los resultados de un test auditivo se valora si hay pérdida de audición y cuánto se ha perdido, se mide por frecuencias y la intensidad de sonidos . Los resultados se entregan en un informe con descripción y gráficos de cada oído por separado y en conjunto, interpretados por un experto. La mayoría de los sonidos del habla tiene un rango de tonos o frecuencias de 500 a 4 mil Hertz (Hz). Por lo general, las personas con pérdida auditiva tienen más dificultades con los sonidos y consonantes de más alta frecuencia. El rango normal de audición para los humanos es de aproximadamente 20 a 20 mil Hz. Del mismo modo, el volumen se mide en decibelios (dB). Una conversación normalmente tiene un rango de entre 45 y 60 dB. También se muestran datos de la audiometría tonal, esta es una tabla que relaciona la intensidad de los sonidos con su tono . En ella, se marcan los sonidos que se han escuchado correctamente y así se nota si hay una disminución de la percepción de algunos sonidos por sus características propias. Compara, además, la escucha de sonidos por el aire o por el hueso, lo que ayuda a detectar si el problema está en una vía u otra. Y datos de la audiometría liminar , en la cual, se expone el porcentaje de palabras que se han repetido correctamente de forma completa, parcial, o si no se han entendido. Preguntas frecuentes ¿Qué es un test auditivo? Un test auditivo es una prueba sencilla e indolora para descubrir la capacidad auditiva de una persona . ¿Para qué sirven los test auditivos? Los test auditivos sirven para diagnosticar de forma rápida y oportuna cualquier pérdida auditiva , independientemente de la edad del paciente, para así poder aplicar las medidas correctivas. ¿Qué mide un test auditivo? Un test auditivo mide en qué proporción el paciente escucha la intensidad de los sonidos en cada oído por separado y en ambos en conjunto. ¿Cuándo se debe hacer un test auditivo? Un test auditivo debe realizarse anualmente a partir de los 50 años , o antes si la persona percibe pérdida de la audición o si en el test rápido presenta una o más respuestas positivas. ¿Qué pruebas se realizan en un test auditivo? Primero, se realiza una prueba rápida escrita, después se realiza un examen físico del oído con un otoscopio . Posteriormente, se traslada al paciente a una cámara insonora, en la cual, se procede a evaluar el tono e intensidad en cada oído por separado y, después, en conjunto, por medio de una serie de pruebas como la de los tonos puros o audiograma, la audiometría verbal y la impedanciometría o inmitancia acústica.
Absceso Periamigdalino
Enfermedad

Absceso Periamigdalino

¿Qué es el absceso periamigdalino? El absceso periamigdalino es el acúmulo de pus y bacterias que se sitúa en la zona que rodea la amígdala , al extenderse la infección fuera de la misma tras haber sufrido una amigdalitis, en especial, si esta se produce por un estreptococo. Tipos de absceso periamigdalino Los abscesos periamigdalinos suelen ser unilaterales , pero hasta el 3% de los casos son bilaterales, afectan a las dos amígdalas, derecha e izquierda a la vez. Causas del absceso periamigdalino La causa del absceso periamigdalino es la infección por estreptococo B hemolítico , o bien, por estafilococo que se extiende hacia el tejido adyacente desde la amígdala y que suele ser secundario a una falta de tratamiento antibiótico. Síntomas del absceso periamigdalino Los síntomas del absceso periamigdalino son odinofagia (dolor de garganta) y dificultad para tragar con babeo continuo . Puede aparecer también dolor en el oído del lado afecto, mal olor del aliento, y suele acompañarse de fiebre importante. Tratamiento del absceso periamigdalino El tratamiento del absceso periamigdalino se puede dividir en tratamiento médico y tratamiento quirúrgico. El tratamiento médico se realiza mediante antibióticos, entre ellos, la penicilina o la amoxicilina con clavulánico. En el tratamiento quirúrgico se puede proceder al drenaje mediante aguja fina del absceso, puede ser necesario en los casos más complicados abrir el absceso, sedando al paciente y, tras ello, se realiza un corte y se aspira todo el contenido de su interior. Posteriormente, se indica al paciente que continúe tomando antibiótico. En casos con infección muy extendida y abscesos muy grandes, puede resultar necesario, no solo drenar absceso, sino también proceder a la extirpación de la amígdala. Pruebas complementarias de un absceso periamigdalino Entre las pruebas complementarias, además del examen físico, se pueden realizar pruebas de imagen como ecografía, TAC (escáner) y resonancia magnética nuclear , que permiten ver la extensión del absceso. Factores desencadenantes del absceso periamigdalino El factor desencadenante del absceso periamigdalino es la extensión de la infección desde la amígdala al tejido que le rodea , suele ser secundario a una falta de tratamiento antibiótico para el proceso amigdalar. Factores de riesgo del absceso periamigdalino Son factores de riesgo para el absceso amigdalino: la edad, entre 20 y 40 años, fumar, la enfermedad periodontal y la infección en la garganta o los dientes. Complicaciones del absceso periamigdalino Las complicaciones son la extensión de la infección hacia el cuello, produciendo celulitis, dificultad para la respiración y sepsis, infección endocárdica o neumonía .   Prevención del absceso periamigdalino La prevención para el absceso amigdalino es no fumar y el tratamiento precoz con antibióticos de las infecciones bacterianas de la garganta. Especialidades a las que pertenece La especialidad que trata el absceso periamigdalino es la otorrinolaringología . Preguntas frecuentes ¿Qué antibiótico es bueno para un absceso? Son varios los antibióticos que se pueden usar en un absceso, el más usual es la combinación de amoxicilina con ácido clavulánico , pero también se puede usar la doxiciclina y la cloxacilina y, en caso de alergia a estos antibióticos, eritromicina. ¿Qué es un absceso de grasa? Un absceso de grasa es una infección sobre un lipoma, que es un acúmulo de grasa subcutánea , dando lugar a un absceso que necesita de tratamiento antibiótico y en algunas ocasiones de un drenaje quirúrgico. Es la complicación más frecuente de los lipomas. ¿Qué es un flemón periamigdalino? El flemón periamigdalino o absceso periamigdalino es la extensión de una infección amigdalar, en general por estreptococo o estafilococo que se extiende a los tejidos blandos periamigdalinos (al paladar blando y los pilares amigdalinos), dando lugar a una tumoración que contiene pus en su interior. Resulta necesario un tratamiento antibiótico, con drenaje quirúrgico en algunos casos para lograr su total resolución. ¿Qué es un drenaje de un absceso? El drenaje de un absceso es la técnica quirúrgica que se usa para solucionar un proceso de absceso. El absceso es una tumoración purulenta que se produce por la concentración de bacterias en una determinada zona , sobre estas bacterias actúan los glóbulos blancos que dan lugar al pus. En el drenaje quirúrgico se procede a poner anestesia local y, posteriormente, se realiza una incisión sobre el mismo para drenar el material purulento. Para evitar el cierre de esta incisión se puede poner una tira de gasa en el interior del absceso, en otras ocasiones, se pone tan solo una mecha que hace que el material drene al exterior, con el fin de impedir que el absceso se vuelva a repetir. Es necesario realizar curas diarias hasta conseguir el cierre total del absceso. ¿Qué son los abscesos internos? El absceso interno es el que se produce en la profundidad del organismo y no en la piel. Se pueden producir abscesos en diferentes órganos como es el caso del pulmón, cerebro o hígado, pero también pueden producirse en cavidades como los abscesos peritoneales o en el saco de Douglas. Los abscesos se producen por una concentración de bacterias en una determinada zona, sobre estas bacterias actúan los glóbulos blancos, dando lugar al pus, que debe ser tratado con antibióticos de amplio espectro y, al igual que los abscesos superficiales, pueden ser necesarias técnicas quirúrgicas para su resolución.
Otitis externa
Enfermedad

Otitis externa

¿Qué es la otitis externa? La otitis externa es la infección e inflamación del conducto auditivo externo . Dicho conducto se sitúa entre el pabellón auricular y el tímpano. La membrana timpánica es el límite entre el odio medio y el oído externo Tipos de otitis externa Existen diferentes tipos de otitis externa: Otitis externa química: es la que se produce por la irritación del cloro de las piscinas. Otitis externa fúngica: es la que se produce por infecciones por hongos, secundaria a la humedad mantenida en el oído. Los más frecuente son la cándida y el aspergillus niger. Otitis externa eccematosa: se produce un eccema en la piel del conducto, dando lugar a picor y enrojecimiento del mismo. Otitis bacteriana: se produce la infección por bacterias, las más frecuentes son pseudomona y estafilococo aureus. Causas de la otitis externa Las causas de la otitis externa se relacionan principalmente con la humedad , esto da lugar a una alteración del ph de la piel, haciendo más posible su colonización por bacterias, hongos y virus. Síntomas de la otitis externa El síntoma más frecuente que suele hacer acudir al médico es la otalgia (dolor de oídos), seguido de una sensación de taponamiento auditivo y de humedad. Puede producirse también secreción a través del conducto auditivo, y acompañarse de hipoacusia. En los casos eccematosos o por irritación, suele aparecer picor intenso.   Tratamiento de la otitis externa El tratamiento de la otitis externa suele ser tópico, en forma de gotas, siendo los más frecuentes polimixina B en caso de hongos, y antibióticos como el ciprofloxacino en los casos de infecciones bacterianas, pueden indicarse también corticoides y ácido acético, que permite tener el oído seco evitando el proceso. El tratamiento oral es usado ante la sospecha de una otitis media maligna que se produce por pseudomona. Para el tratamiento del dolor es necesario el uso de paracetamol o ibuprofeno . El paciente debe ser reevaluado a las 48 horas si el proceso no ha mejorado. Pruebas complementarias de la otitis externa La única prueba necesaria para el diagnóstico de una otitis externa es la otoscopia, en ella se visualiza el conducto auditivo externo inflamado, pudiendo visualizar en caso de bacterias, un exudado purulento y, en el caso de hongos, un exudado blanquecino . Esto permite hacer un diagnóstico certero y establecer el tratamiento de modo adecuado. Factores desencadenantes de la otitis externa El factor desencadenante principal de la otitis externa es la humedad , que daña la piel del conducto haciendo más posible que se infecte. Se produce en lugares de mucha humedad como los países tropicales, pero también en nadadores, en especial en piscinas y lagos. Factores de riesgo de la otitis externa Los factores de riesgo para la otitis, en especial para la otitis externa maligna , es la diabetes mellitus, que hace más fácil la colonización por pseudomona del conducto. Los pacientes con atopia y eccemas de repetición, también sufren con más frecuencia este proceso. Complicaciones de la otitis externa La complicación más frecuente de la otitis externa es la llamada otitis externa maligna , en ella se produce una infección por pseudomona que puede llegar a ser grave. Es más probable en pacientes diabéticos, hace necesario el tratamiento sistémico y, en casos más graves, puede ser requerido un drenaje quirúrgico. Prevención de la otitis externa La prevención de la otitis externa consiste en utilizar, de forma correcta, tapones para practicar natación en piscinas y lagos , y no introducir elementos dentro del conducto, como bastoncillos, que pueden dar lugar a heridas en la piel o a pequeños residuos del mismo que favorezcan la infección en el oído. Especialidades a las que pertenece La especialidad a la que pertenece es pediatría, dada la frecuencia de esta otitis en los niños, medicina de familia y, en los casos más complicados que pueden necesitar un drenaje quirúrgico, es tratada por el especialista en otorrinolaringología. Preguntas frecuentes ¿Cuál es la bacteria que produce la otitis ? Las bacterias que con más frecuencia producen la infección en las otitis externas es el estafilococo aureus y, en segundo lugar, el pseudomona aeruginosa que es más frecuente en pacientes inmunodeprimidos o en pacientes diabéticos, en quienes puede dar lugar a una infección grave. ¿Cuánto dura el tratamiento de la otitis externa? El tratamiento de la otitis externa suele ser un tratamiento tópico con gotas que se deben introducir en el conducto auditivo externo. Es mejor que el paciente se introduzca las gotas tumbado, permaneciendo en esta posición unos 5 minutos y, preferiblemente, que se las ponga alguien para asegurarse de una correcta instalación. El tratamiento con gotas es de 7 días, en algunos casos de otitis leve, se puede reducir a unos 5 días. ¿Qué puede causar un dolor de oído? El dolor de oídos se produce por la inflamación en el oído, puede tener lugar en el oído externo a nivel del conducto auditivo externo, en el oído interno cuando se produce un acúmulo de moco en la trompa de Eustaquio y, por último, infecciones en la mastoides, en los dientes o muelas, o en la garganta pueden originar un dolor referido hacia el oído. ¿Qué antibiótico es bueno para la otitis? Hay diversos antibióticos que se pueden usar para la otitis, siendo diferente según el germen que se sospeche y si es un otitis externa o media . El ciprofloxacino, la amoxicilina, la eritromicina, el cefaclor o la cefixima, son algunos de los fármacos que se usan en estos procesos. ¿Qué es una Otomastoiditis? La otomastoiditis es la infección que afecta tanto al oído como a la mastoides, tiene riesgo de producir meningitis o laberintitis, siendo necesario el tratamiento antibiótico sistémico para su resolución. Es un proceso potencialmente grave.